Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Voy de viaje

El inolvidable espíritu bahiano

El Pelourinho, la bahía de Todos los Santos y las playas, los imperdibles de Bahía.

Por Mari Campos (Especial desde Bahía).

No sólo la ciudad, sino todo el estado brasileño llamado Bahía, vive en el imaginario de turistas de todo el mundo como una receta antiestrés mágica: no hay cómo regresar desde ahí de otra manera que no sea tranquilo y feliz.


Y la parte llamada Península de Maraú ha sido destacada en los últimos años como un gran paraíso del estado. Distante 40 minutos desde Salvador, allí se encuentra la vida simple: en chanclas (ojotas); a comer tapioca y queso coalho en el desayuno; refrescante agua de coco en la playa, y vatapá (un cocido que se hace con pan rallado o harina, jengibre, pimienta, maní, leche de coco, aceite de palma o dendé y cebolla) y acarajé (una especie de buñuelo cuyo ingrediente principal son los frijoles, camarones, cebolla y sal) en el almuerzo.


Pero no hay como la vista hipnótica de la Bahía de Todos los Santos, en Salvador, uno de los sitios más hermosos de todo el Brasil o la mágica musicalidad del Pelourinho, su centro histórico, de arquitectura tan rica y llena de colores. En Salvador de Bahía se vive en la playa siempre, incluso en el invierno, ya que las temperaturas difícilmente sean muy bajas y hay días preciosos durante todo el año.


Pero es verdad también que la ciudad tiene muchos otros atractivos, sobre todo históricos, como el nombrado casco antiguo o Pelourinho, de tristes historias de esclavos en la época de la colonización, y hoy de lindas historias de música, danza y educación de los niños más pobres.


O la bella iglesia del Bonfim, la principal devoción de los bahianos; o su Mercado, donde se compran los más lindos regalos –remeras, bolsos, llaveros y otros– por precios increíbles.


Dónde dormir en Salvador. No faltan buenos hoteles por ahí, según la ubicación preferida. Para quedarse justo en la playa, el Vila Galé Salvador (www.vilagale.pt) es una gran opción. Ubicado en la playa de Ondina, con mucho transporte público y justo en la ruta del carnaval.


Habitaciones espaciosas y una maravillosa puesta del sol que se ve desde la ventana o desde la piscina.


Para quedarse con el máximo confort y en medio del Pelourinho, el hotel Convento do Carmo (www.pestana.com), con una arquitectura impresionante de antiguo convento, que ha sido perfectamente adaptada para el lujoso hotel. Servicio cinco estrellas, muebles antiguos al lado de la más moderna tecnología y excelente restaurante portugués.

Las playas de Bahía

Praia do Forte. A 55 kilómetros de Bahía, hacia el norte por la Estrada de Coco, se ubica este particular enclave conocido como “Polinesia brasileña”, por la hermosura de sus playas, extendidas a lo largo de 12 kilómetros. Un encantador pueblo de pescadores; el proyecto Tamar, que preserva y enseña la vida de las tortugas marinas; una reserva natural, Sapiranga, y una excelente oferta de hospedaje, con hoteles de categoría internacional, lo ubican como destino preferido de los turistas. Generalmente, los paquetes se venden con 2/3 noches en Salvador de Bahía y el resto en Praia do Forte.

Lo que hay que saber

Paquetes: Salvador de Bahía; siete noches; con desayuno; base doble; aéreo desde Córdoba con LAN / GOL, precio por persona: U$S 956 más U$S 152 de tasas e impuestos.

Alojamiento En Salvador:

Vila Galé Salvador (www.vilagale.pt), habitación doble, desde 195 reales (U$S 113). Tarifa en enero 2011, por siete noches, con desayuno, 2.147 reales (U$S 1.192).


Convento do Carmo (www.pestana.com), habitación doble de lujo, con desayuno, desde 510 reales (U$S 285). En enero 2011, siete noches, habitación doble, con desayuno, 2.961 reales (U$S 1.645).
Península de Maraú: el transfer por tierra y agua cuesta unos 100 reales (U$S 55) por persona, mientras que para el taxi aéreo, la tarifa es de 500 reales (U$S 275) por persona. En la península, la comida es muy barata. Se pueden comer los platos de la cocina típica por alrededor de 15 reales (U$S 8) por persona.


Alojamiento en la península: en Maraú hay cuatro camping, También hay 40 posadas, desde las que cuentan con 8/10 apartamentos, hasta las que disponen de suites, todas con aire acondicionado, todos los servicios, desayuno  y el mayor confort. Las tarifas para enero 2011 rondan los 200 reales (U$S 111) diarios para la habitación doble, con desayuno. Otras tarifas son: departamentos dobles categoría normal desde 190 reales (U$S 105) y 245 reales (U$S 136) categoría superior (las mismas comodidades pero más grandes y con mayor confort, como hidromasaje, por ejemplo).


En el resort Kiaroa, una suite tropical de lujo cuesta 765 reales (U$S 425); un bungalow de lujo, 1.485 reales (U$S 825); un bungalow máster, 1.710 reales (U$S 950), y un bungalow de súper lujo, 2.250 reales (U$S 1.250). Las tarifas son en base doble, por día, para temporada alta.

 

2016 - 2021. Todos los derechos reservados.
La Voz.