Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Imperdibles

Un paseo por los siete lagos... chilenos

En el sur del vecino país de Chile, también hay un sorprendente circuito de lagos. Vale la pena tenerlo presente, para cuando sea posible viajar con normalidad.

Por Redacción Voy de Viaje.

Si hablamos de la los siete lagos, lo primero que pensamos es en el encantador recorrido patagónico. Sin embargo, hay otros siete lagos al otro lado de la Cordillera de los Andes: en Chile, tienen un circuito de grandes espejos de agua que merecemos descubrir, tan encantadores como los nuestros. 

Aunque es difícil salir de la Argentina, y Chile tiene al menos hasta mayo cerrado el ingreso a extranjeros no residentes, es una buena etapa para movilizar las búsquedas de los futuros viajes. 

Con hermosas playas lacustres, escenarios naturales asombrosos y vegetación frondosa, los Siete Lagos chilenos ofrecen paisajes únicos, para deleitarse o para practicar actividades alrededor del agua, como caminatas, cabalgatas o pesca. 

Los lagos Pellaifa, Calafquén, Pullinque, Panguipulli, Pirihueico, Neltume y Riñihue están rodeados de increíbles atractivos, como montañas de nieve perenne, ríos caudalosos, flora y fauna nativa, cascadas o volcanes. 

La zona es el pulmón verde más grande del Cono Sur americano, y cada uno de los lagos tiene sus propios encantos. 

Panguipulli

Lago Panguipulli, en el circuito de los Siete Lagos de Chile. Foto: Sietelagos.cl

El lago une la ciudad del mismo nombre con Choshuenco, en el otro extremo. El origen del nombre pertenece al mapudungun (pangui – pülli, “tierra de pumas“).

La superficie del agua es de 116 kilómetros cuadrados, y su profundidad máxima es de 268 metros. Forma parte además de la cuenca hidrográfica del río Valdivia, que va desde la bahía de Corral hasta San Martín de los Andes; es decir es transcordillerana y binacional.

Pullinque

Lago Pullinque, en el circuito de los Siete Lagos de Chile. Foto: Sietelagos.cl

Es un pequeño lago que recibe su nombre del mapudungun (pu llinke, “lugar de ranas”). Su formación es de origen glaciar. Salpicado de islotes, su nivel fue aumentado artificialmente para el uso de la central hidroeléctrica Pullinque. Los cerros que lo flanquean están cortados a pique por efectos glaciales. 

Riñihue

Lago Riñihue, en el circuito de los Siete Lagos de Chile. Foto: Sietelagos.cl

Desagua en el río San Pedro y se alimenta de las aguas de siete lagos a través del río Enco, que lo une con el lago Panguipulli. Su nombre nació del mapudungun (rüngi we, “lugar de colihues”).

El lago es de origen glaciar, sus aguas son de color azul verdoso transparente, la temperatura varía entre los 7º en invierno y 20º en verano. El oleaje es en general leve, según dirección del viento, y ocasionalmente peligroso.

En el extremo oriental está el volcán Mocho-Choshuenco y en el extremo occidental de la cuenca el cerro Tralcán. 

Pirehueico

Lago Pirehueico, en el circuito de los Siete Lagos de Chile. Foto: Sietelagos.cl

Recibe su nombre del mapudungun (pire weyko, “mancha de nieve” o “laguna de nieve”). Es un lago de origen glaciar, a 68 kilómetros de Panguipulli. Tiene una superficie de 30 kilómetros cuadrados y una profundidad máxima de 145 metros.

Está encerrado entre las montañas de los Andes, en una falla geológica que incluye a los lagos Panguipulli y Lácar, este último en Argentina. Su principal acceso es desde Panguipulli, por la ruta internacional hacia el paso fronterizo de Huahum. 

Neltume

Lago Neltume, en el circuito de los Siete Lagos de Chile. Foto: Sietelagos.cl

El lago es de origen glaciar, y recibe su nombre del mapudungun (montulvn we, “lugar liberado”). Posee dos afluentes importantes: el río Cuacuá por el norte y el río Chanchán por el sureste, y sólo un efluente, el corto río Neltume.

Calafquén

Lago Calafquen, en el circuito de los Siete Lagos de Chile. Foto: Sietelagos.cl

Es un lago de origen glaciar, que recibe su nombre del mapudungun (ka ḻafkeṉ, “otro lago”, en referencia al Villarrica).

Cuenta con 120 kilómetros cuadrados de superficie, y su profundidad máxima es de 212 metros. El sector norte del Calafquén pertenece a la región de la Araucanía y la parte sur a la región de Los Ríos y la comuna de Panguipulli. Posee siete pequeñas islas, u en su ribera se encuentran los poblados de Licán Ray, Coñaripe y Calafquén.

Pellaifa

Lago Pellaifa, en el circuito de los Siete Lagos de Chile. Foto: Sietelagos.cl

Es un lago de origen glaciar de Chile, de 7,2 kilómetros cuadrados de superficie. Recibe su nombre del mapudungun (pIllad, “escarcha”). Drena por el corto río Llancahue, que lo conecta con el lago Calafquén. Está rodeado por cordones precordilleranos con abundante vegetación y bosque nativo. En uno de sus extremos hay una pequeña playa, llamada Pellaifa, distante a sólo tres kilómetros al sureste del pueblo de Coñaripe. El Pellaifa presenta numerosos restos de árboles hundidos, producto de la subida del nivel del lago tras el terremoto de 1960.

2016 - 2021. Todos los derechos reservados.
La Voz.