Qué va a ser diferente cuando vuelvas a Airbnb

Limitar la cantidad de personas en los espacios es una tendencia a nivel mundial. (Airbnb)
Limitar la cantidad de personas en los espacios es una tendencia a nivel mundial. (Airbnb)

Como muchas industrias en estos tiempos, el turismo se está reformulando, los alojamientos deben hacer modificaciones para adaptarse a los nuevos hábitos de higiene y prevención. Y del mismo modo los huéspedes tienen que generar costumbres propias de la nueva normalidad, por ejemplo en la cantidad de personas que pueden entrar en un ascensor, el servicio de spa o el clásico desayuno buffet.

En todo el mundo los protocolos aún se están desarrollando, pero si algo es seguro es que implican cambios que quienes se hospeden, ya sea en hoteles o casas particulares, deberán implementar en los próximos tiempos.

Prevención

Se dio a conocer hace unos días la nueva modalidad adquirida por Airbnb, ante el comportamiento de muchas personas alrededor del mundo. Parece que luego de las limitaciones impuestas en locales como bares o boliches, algunos hospedados estaban realizando fiestas privadas en sus alojamientos.

Puntualmente, como medidas de prevención ante el coronavirus, se prohibió la organización de fiestas o eventos en los hospedajes de la plataforma y se limitó la capacidad de huéspedes a un máximo de 16 personas.

Estas limitaciones se aplicarán a todas las futuras reservas indefinidamente hasta nuevo aviso. Las nuevas medidas van a tono con las tomadas por las autoridades de muchos países donde tales encuentros sociales están temporalmente suspendidos.

Además es una manera de tranquilizar a los dueños de los establecimientos, para que la confianza hacia los turistas no se vea afectada. Así, Airbnb se suma a la ola de hoteles y alojamientos que empiezan a promover nuevas formas de adaptarse al presente.