Oscuridad y tiburones en un tobogán de agua sólo para valientes

Se trata de Serpent Slide, una increíble atracción de agua ubicada en las Bahamas. ¿Te animarías?

Dentro de Atlantis Paradise Island Resort, en las Bahamas, se encuentra uno de los toboganes de agua más alocados del planeta: Serpent Slide. Es una atracción que, además de mojar a quienes se animan a tirarse, los sorprende a cada minuto.

Comienza con un descenso de cinco pisos en espiral, a altas velocidades y sin nada de luz. Cada movimiento se siente al máximo, ya que, al no usar la vista, el resto de los sentidos se agudiza. Una vez pasado ese primer sector, se llega a un paseo “tranquilo”, en el que se atraviesa un túnel sumergido en una laguna repleta de tiburones.

ISLAS IDÍLICAS. Bahamas: bienvenidos al paraíso

GALERÍA. 150 postales de ensueño

Hay más

Aquaventure, el parque acuático de Atlantis Paradise Island, cuenta con más de veinte millones de galones de agua, torres increíbles con motivos de Atlántida, toboganes de agua de alta velocidad, un paseo por un río de una milla con fuertes rápidos y olas, 20 áreas para nadar, juegos acuáticos infantiles y 11 piletas.

Un detalle: para poder ingresar al parque, es necesario ser huésped de Atlantis. Los que no se alojen allí deberán comprar sus pases con anticipación, ya que son limitados.

El hotel

Dentro de Atlantis Paradise Island Resort hay varios sectores, como Beach Tower, Coral Tower y The Cove Atlantis, entre otros. Dependiendo del lugar en el que uno decida hospedarse –y de la temporada–, los valores por noche varían.

Por ejemplo, una habitación para dos personas en Beach Tower, donde el ambiente es súper relajado, ronda los 160 dólares la noche; mientras que en The Cove Atlantis, el espacio más exclusivo de la isla en el que sólo se pueden hospedar adultos, la habitación para dos personas cuesta unos 370 dólares.