La isla que se aisló en Panamá, hoy no tiene Covid y espera turistas

Una vista del pueblo de Taboga. Foto: www.visitpanama.com
Una vista del pueblo de Taboga. Foto: www.visitpanama.com

Taboga es una pequeña isla, conocida por sus playas y su vegetación abundante, que ya vacunó a todos los mayores de 16 y espera por la reactivación de su economía.

Taboga es una pequeña isla del Pacífico de apenas seis kilómetros cuadrados y unos mil habitantes, que necesita del turismo para recuperarse. La buena noticia es que allí ya se vacunó toda la población mayor de 16 años, y aguardan por la recuperación de la actividad económica principal de este exótico destino.

Aunque es muy chiquita, es la isla más grande del archipiélago de Las Perlas, en el Golfo de Panamá y a 20 kilómetros de la capital. Se llamaba así porque la cosecha de perlas fue una actividad económica fuerte en el lugar.

Durante la pandemia, la isla se autoaisló en el país centroamericano, que lleva más de 372.800 contagios y 6.314 muertes.

Turísticamente, se destacan las aguas cristalinas, azules y verdes, pero también la abundante vegetación del lugar, que también se conoce como la "isla de las flores".

El lugar fue conocido por los españoles en 1515, luego de que Gonzalo de Badajoz desembarcara durante una huida en el lugar. Luego, Pedro Arias de Ávila llegó buscando fundar una población a orillas del mar, pero fundó Panamá la Vieja, luego asaltada e incendiada por el pirata Henry Morgan en 1671.

Primero se llamó San Pedro, pero el nombre actual deriva de la palabra indígena aboga, "abundantes peces". El pequeño pueblo fue fundado en 1524 por el sacerdote español Hernando de Luque.