El infierno existe y se alquila para Halloween

En días normales, la propiedad cumple funciones religiosas. (Airbnb)
En días normales, la propiedad cumple funciones religiosas. (Airbnb)

En el pueblo de Hell, en Estados Unidos, Airbnb ofrece una capilla decorada acorde a la ocasión.

En medio de la noche, unas luces tenues alumbran las calaveras decorativas y cortinas rojas de la habitación de Hell\'s Chapel of Love, una lúgubre capilla de pueblo ubicada en Hell, Estados Unidos. Si sos de asustarte fácil seguramente no irías a este lugar ¡ni aunque te pagasen! Pero muchos encontraron genial la idea de quedarse en este sitio (cuyo nombre se traduce como "infierno") para celebrar Halloween.

Airbnb está detrás de esta propuesta. La plataforma de alquileres explicó que esta oferta "en el averno" es una forma de mantener vivo el espíritu de Halloween incluso en plena pandemia. Lo cierto es que la pequeña localidad de nombre curioso ganó relevancia y se dio a conocer en todo el mundo gracias a la incitativa.

Para valientes

La temática en el pueblo no es nueva: de hecho tienen varios lugares que mantienen todo el año una vibra tenebrosa. Uno de ellos es el restaurante Hell Hole Dinner, que se traduce como “agujero del infierno”, o un campo de minigolf con tema de inframundo.

Por su parte, Hell\'s Chapel of Love se puso en alquiler desde el 14 de octubre para estadías de una noche por 31 dólares. La suma es un guiño al 31 de octubre, fecha en la que Estados Unidos celebra Halloween. Eso sí; como forma de prevención y cuidado por la pandemia, Airbnbn limitó la oferta a los residentes de Michigan y la capacidad del lugar a dos personas.

John Colone, propietario del lugar y autoproclamado alcalde de la comunidad, agregó que si alguna de las parejas inquilinas lo quisiera podría casarse ahí mismo: después de todo, debajo de la decoración tenebrosa, sigue siendo una capilla.