¿Cuáles serán las ciudades más afectadas por el turismo masivo en 2030?

“Overtourism” se refiere a los problemas que pueden surgir en distintas ciudades por la llegada masiva de personas. (123RF)
“Overtourism” se refiere a los problemas que pueden surgir en distintas ciudades por la llegada masiva de personas. (123RF)

"Overtourism" es un término que vas a escuchar cada vez más seguido. Literalmente se traduce como "sobreturismo" y se refiere a los problemas que pueden surgir en distintas ciudades del mundo debido a la llegada masiva de personas.

Con el crecimiento continuo de la población mundial, crecen también las posibilidades de viajar, y algunos destinos no estarán en condiciones de recibir a más gente en unos años, o al menos no de la forma en la que lo hacen hoy.

El Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC, por sus siglas en inglés) y la empresa estadounidense Jones Lang LaSalle (JLL) abordaron esta problemática en la investigación "Destino 2030".

El informe, que muestra qué tan listas están las ciudades para el crecimiento turístico, se realizó en 50 países y con más de 75 indicadores (como qué actividades hacen los visitantes, cómo es el alojamiento, si hay conectividad, si hay mano de obra, si hay estabilidad y si hay planes de desarrollo económico y de turismo sostenible).

En base al análisis de esos parámetros, se dividió a las ciudades en cinco grupos: en desarrollo naciente, emergentes, de dinámica equilibrada, desarrolladas y las que están gestionando el impulso turístico.

Uno por uno

Las ciudades en desarrollo naciente tienen infraestructura turística emergente y un crecimiento gradual de visitantes, con menor concentración de turistas y potencial para crecer. En este grupo están Moscú, Manila, Buenos Aires, Bogotá, Lima y Río de Janeiro, entre otras.

En las emergentes, la infraestructura y el impulso turístico aumentan con las presiones asociadas a recibir más turistas. Es el caso de Ciudad de México, Bangkok, Nueva Delhi y Estambul, por ejemplo.

Las ciudades de dinámica equilibrada, en tanto, son centros de negocios que cuentan con una infraestructura turística establecida y margen para crecer cómodamente. Aquí se encuentran Singapur, Múnich, Tokio, Beijing, Dubái, Hong Kong y Chicago, entre otras.

En el grupo de las desarrolladas están las que disponen de infraestructura turística sólida y atraen a viajeros por ocio o por negocios pero al mismo tiempo sufren riesgos de futuras presiones relacionadas con el volumen de visitantes. Madrid, Nueva York, Berlín, Londres, Sídney y Miami son algunas de las que están en este grupo.

Y los destinos que están gestionando el impulso turístico, por su parte, son destinos de ocio, con una infraestructura consolidada pero con un volumen de viajeros capaz de generar presión en la ciudad. En un futuro, no podrán garantizar los requisitos urbanos que los visitantes requieren. Algunos casos son Ámsterdam, Barcelona, Praga, Roma, París y San Francisco.