Villa Cura Brochero: todo listo para la celebración de Semana Santa

El parque Brochero Santo, en Villa Cura Brochero. Foto: Daniel Santos
El parque Brochero Santo, en Villa Cura Brochero. Foto: Daniel Santos

La localidad vive una fecha especial en cada Semana Santa. Muchísimas actividades en torno a la figura del Cura Brochero, el primer santo argentino. Todo lo que podés hacer.

Villa Cura Brochero es ese destino en el que el tiempo parece estar detenido. Allí, los lugareños saludan a los visitantes en cada cruce de calle, en la histórica plaza Centenario, en la entrada al Santuario donde descansan los restos del Cura Brochero, primer santo argentino nacido y fallecido en nuestro país, en nuestra provincia.

La tierra que eligió José Gabriel Brochero para desarrollar su imponente obra, hoy en su mayoría patrimonio histórico nacional, conjuga historia, religión, cultura y naturaleza.

El Camino del Peregrino. Valle de Traslasierra. Foto: Daniel Santos
El Camino del Peregrino. Valle de Traslasierra. Foto: Daniel Santos

Enclavada al pie de las sierras grandes, se accede por ruta provincial 34 (camino de las Altas Cumbres) luego de pasar por Mina Clavero, o por la ruta provincial 15 como acceso norte para los que acceden desde Cruz del Eje.

El río Panaholma, pulmón de la Villa, con sus 3,5 kilómetros de costanera, con sus hermosos balnearios en el ejido urbano, es la opción no solo en temporada estival sino durante todo el año, ya que cuenta con una red de senderos que trasladan hasta localidades vecinas, según la motivación del caminante.

Villa Cura Brochero
Villa Cura Brochero

La obra de San Gabriel Brochero

Estos senderos son, en su mayoría, de baja dificultad para disfrutar con toda la familia. La obra del “curita”, como lo conocen los transerranos, y el santo argentino, como lo conoce el mundo, está presente en cada rincón.

El Museo Brocheriano, hoy Patrimonio nacional y antes la Casa de Ejercicios, es la muestra de decisión y coraje de Brochero para desafiar cualquier barrera en pos del progreso de la región. Sus 14 habitaciones hoy son salas de museo, y muestran con servicio de guía opcional no sólo a Brochero sino también a la congregación de las hermanas Esclavas, artífices de cada obra.

El Cura Brochero, representado en más de 80 esculturas en el parque Brochero Santo. Foto: Daniel Santos
El Cura Brochero, representado en más de 80 esculturas en el parque Brochero Santo. Foto: Daniel Santos

Junto con el colegio de las Hermanas y la casa donde pasó sus últimos días, de entrada libre y gratuita durante todo el año, conforman el centro histórico, visita obligada que puede recorrerse con guías locales o autoguiándose con cartelería en cada obra y en los caminos del Cura.

Y, por supuesto, está el parque temático “Brochero Santo” para completar opciones para que el visitante se lleve la visión completa de un hombre responsable de desarrollo y progreso, ejemplo para todos los argentinos.

La Casa de Ejercicios, obra del Cura Brochero, en Villa Cura Brochero. Foto: Daniel Santos
La Casa de Ejercicios, obra del Cura Brochero, en Villa Cura Brochero. Foto: Daniel Santos

La villa también cuenta con gran variedad de alojamientos de distintas categorías y una oferta gastronómica que va desde lo regional hasta cocina gourmet con un toque de productos típicos producidos en todo el valle. El pastelito y el alfajor son las especialidades típicas y el calendario nutrido de eventos durante todo el año, buscan resaltar nuestra cultura y legado.