Playa de los Hippies: la escapada cercana a las Sierras que no puede faltar en tus vacaciones

Con arena y agua transparente, la Playa de los Hippies es un planazo para escapar del calor. (Foto: Agencia Córdoba Turismo)
Con arena y agua transparente, la Playa de los Hippies es un planazo para escapar del calor. (Foto: Agencia Córdoba Turismo)

Bañado por el río San Antonio, este rincón de Cuesta Blanca es un pequeño paraíso. Qué alternativas existen para acceder.

La Playa de los Hippies es una de las escapadas más buscadas para hacer en Cuesta Blanca: a poco más de una hora de Córdoba capital, permite conectar con la naturaleza y refrescarse en las aguas cristalinas del río San Antonio.

Al lugar no se puede llegar en vehículo, y eso forma parte de su encanto. Hay dos opciones para acceder hasta la playa: a través de una caminata o en bote. Para cualquier de las dos hay que ir en dirección al Diquecito.

Si elegís ir caminando, en lugar de entrar al Diquecito tenés que seguir hacia el final de la calle, hasta el punto de acceso que está señalizado con una flecha de madera. Ahí empieza el trekking de unos 25 minutos, cuya primera parte es en ascenso.

En un punto se llega a la cima de un cerro desde donde se puede ver el dique, el río San Antonio y la Playa de los Hippies. Después, el recorrido -rodeado de vegetación- va en descenso hasta llegar a la arena.

Si preferís ir en bote, en el ingreso al Diquecito vas a encontrar lugareños que brindan el servicio. El trayecto dura unos cinco minutos.

Lee también: Ríos subterráneos bajo las sierras de Córdoba

Qué hacer en la Playa de los Hippies

Apenas ingresás a la Playa de los Hippies, un árbol repleto de cintas y de telas tiene un cartel que recibe al visitante con la leyenda: “Bienvenidos, sean felices. Y no se olviden de irse”. La premisa es esa: disfrutar de la desconexión y de la naturaleza dejando el lugar intacto.

Este rincón te invita a bañarte en las aguas transparentes del río y a tomar sol en la arena con el canto de los pájaros y el verde del paisaje como telón de fondo. Además, se suelen armar guitarreadas, fogones y picnics. Y si el plan se extiende, podés acampar y disfrutar de una noche llena de estrellas.

Temas Relacionados