Copina: un rincón de agua y de altura

Un sector de la vieja ruta 14 que mantiene su encanto. (Instagram: @nikon.cordoba)
Un sector de la vieja ruta 14 que mantiene su encanto. (Instagram: @nikon.cordoba)

Tranquilidad, puentes colgantes antiguos y cascadas: este pueblo del interior cordobés tiene mucho para ofrecer y descubrir.

A poco más de una hora de la ciudad de Córdoba se encuentra Copina, un rincón serrano donde los días transcurren con ritmo campestre a 1448 metros sobre el nivel del mar. Tiene varias opciones para disfrutar el aire libre y, por su cielo abierto, es un buen lugar para los amantes de las estrellas y el astroturismo.

Nostálgica

Una de sus mayores atracciones es el sector conocido como los Puentes Colgantes, como indica su nombre, es una serie de pasarelas que se elevan en lo alto, formaban parte de la antigua Ruta Provincial 14. Hoy se mantienen en pie como vestigios nostálgicos de otras épocas. Otro dato: estas estructuras formaron parte de la ruta del Rally Mundial.

Cascada del Maitén

Maitén es el nombre de un árbol de hojas finas y alargadas, característico de las cumbres cordobesas. Le presta su nombre, también, a un salto de agua de 20 metros de altura que es otro imperdible en esta localidad, al que se accede con un trekking de dificultad baja. Por último, y con un poco de suerte, se pueden distinguir algunos cóndores andinos que se abren paso en su cielo, imponentes. Estos son solo algunos de los destacados de este paraje por descubrir.