Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Imperdibles

Tres "Relais & Chateaux" a puro lujo y hospitalidad en Córdoba, Mendoza y Salta

Recorrimos tres de los ocho hoteles que existen en la Argentina y que apuestan por propuestas exclusivas. Atendidos por sus dueños, tienen detalles exclusivos que permiten formar parte de un grupo selecto en el mundo. 

Por Silvina Pini - @cherruttipinitravelers (Especial).

Para integrar la asociación de hoteles Relais & Chateaux, hay que cumplir con los requisitos esenciales de las cinco C: Carácter, Cocina, Calma, Cortesía y Charme (encanto).

Por carácter, entiende que el hotel cuente con una impronta personal, y jamás podría ser igual a otro, como ocurre con los de cadena. La calma no podría alcanzarse en un hotel con más de 10 habitaciones. La cortesía hace a la calidez en el servicio. Se da por sentado que la alta cocina debe ser parte de la experiencia y que el espacio debe tener un encanto o charme especial.

La asociación que los nuclea nació en Francia en 1954, para distinguir a los hoteles en los que el lujo no pasa por las grandes torres de cadenas. Hay más de 500 Relais & Chateaux distribuidos en 60 países, y en la Argentina hay ocho. Realizamos un recorrido por los de Córdoba, Mendoza y Salta.

Cavas Wine Lodge (Mendoza)

El exclusivo Cavas Wine Lodge, de Mendoza. Foto: @cherruttipinitravelers

En Alto Agrelo, está atendido hace 14 años por sus propietarios, Cecilia Díaz Chuit y Martín Rigal. Ellos y el staff logran que el estrés quede en la puerta. No hay más que entregarse a los programas que organizan dentro del hotel y junto a la agencia in-house Wine Safari.

Se trata de un jardín de viñas de 22 hectáreas, donde están discretamente ubicadas las 18 habitaciones con terraza propia con vistas al magnífico Cordón del Plata.

Al mediodía, se puede tomar una clase de cocina junto a las glicinas en flor y a la tarde, tratamiento para dos en el spa: exfoliación con pepitas de uva Malbec masaje tailandés y baño con sales y extracto de Bonarda. A las 19 se organizan degustaciones en la cava.

Se pueden realizar cabalgatas hasta las bodegas cercanas, como la Decero, grande y lujosa con 1.700 barricas de roble francés y un jardín al frente, o la bodega pequeña y orgánica Ojo de Agua, con mesas afuera para comer unas empanadas.

Para gastar calorías, lo mejor será una bicicleteada bordeando el dique Potrerillos y un picnic en la orilla con una vista prodigiosa de los Andes.

Como todo Relais & Châteaux, la gastronomía es esencial. Una croissant y un pan de queso recién salidos del horno para el desayuno o una botella del increíble espumante Cruzat rosé, elaborado por el enólogo Pedro Rosell, con un plato de quesos y un arreglo floral en la terraza de la habitación, a la hora del atardecer.

Cavas Wine Lodge. Costaflores s/n, Alto Agrelo https://www.cavaswinelodge.com. Paquetes de cuatro noches, $365.000; cinco noches, $435.000 y seis noches, $500.000.

El Colibrí, estancia de charme (Córdoba)

La estancia El Colibrí, una belleza cordobesa. Foto: @cherruttipinitravelers

Muy cerca de Jesús María, la familia francesa Fenestraz, Raoul y Stéphanie y sus tres hijos, encontraron su lugar en el mundo. Hace 20 años compraron 170 hectáreas de campo y levantaron la casa principal con nueve habitaciones para huéspedes, y la casa familiar a pocos metros.

La llegada parece salida de una película europea del siglo pasado: Raoul y Stéph aguardan en la gran puerta de entrada para dar la bienvenida junto al personal y hasta un par de caballos de polo.

Si Raoul está a cargo de los caballos y el campo, Stéphanie es el alma de la casa. A ella se deben las flores frescas y cada detalle de la decoración, como las piezas únicas que compró a artesanos locales y en remates y que se lucen en el living, el comedor y las habitaciones.

Las suites están decoradas con motivos florales pintados a mano sobre paredes y techos. Todas tienen un living separado y una terraza íntima con vista al campo.

La estancia El Colibrí, una belleza cordobesa. Foto: @cherruttipinitravelers

Por las noches, los Fenestraz suelen esperar a los huéspedes en el living para tomar un trago antes de cenar o los invitan a la cava a probar su vino preferido. En el comedor, cada mesa está iluminada por una vela y los anfitriones ocupan la suya. La cocina aprovecha lo que ofrece la huerta orgánica y los animales de la granja.

Para quienes las tareas del campo les resulten ajenas, se puede realizar un tour guiado por un gaucho; salir de cabalgata, recorrer la huerta y granja, o tomar una clase de polo en las fantásticas canchas de la estancia.

También se puede pasar el día junto a la piscina, caminar por el jardín, o jugar un partido de petanque, un juego francés de bochas.

Estancia El Colibrí. Camino a Santa Catalina, kilómetro 7, Jesús María. Teléfono +54 3525 465 888 www.estanciaelcolibri.com

House of jasmines (Salta)  

House of Jasmines, encanto en Salta. Foto: @cherruttipinitravelers

A cuatro kilómetros del aeropuerto de Salta, al pie de la Cordillera de los Andes, se ubica esta estancia centenaria, ideal para incluir unos días de hedonismo puro camino a la Cuesta del Escoipe, Cachi, Molinos por la ruta 40 o de la ruta del vino hacia Cafayate por la 68.

Se llega después de atravesar un camino bordeado de eucaliptos añosos con el marco imponente de la cordillera. Los dueños son la familia francesa Fenestraz, la misma de El Colibí, en Córdoba. Todas las habitaciones dan al enorme jardín de 100 hectáreas, donde están la piscina exterior y el spa. Cuentan con habitaciones de 40 metros con estar, ideal para familias, y terraza a la montaña, y otras más chicas pero muy románticas dentro del casco principal y más antiguo.

House of Jasmines, encanto en Salta. Foto: @cherruttipinitravelers

Se puede tomar una clase de cocina con el chef, que enseñará a preparar las empanadas salteñas que después serán degustadas con vinos de la región como los de las bodegas Domingo Molina, Colomé, Vasija Secreta o El Porvenir. Los más chicos están invitados a preparar pastelitos. Y mientras los chicos cocinan, los padres pueden disfrutar de un tratamiento en el spa o una clase de yoga bajo los eucaliptus a cargo de la profesora Celeste Torres Pastore.

Se organizan cabalgatas y bicicleteadas y los que necesitan descargar energía cuentan con una cancha de frontball (deporte antiquísimo que está entre el squash y el tenis). Y siempre queda la caminata y la contemplación de la naturaleza bendecida del norte argentino, con su runrún del río, la montaña y los colores de su vegetación.

Salta. House of jasmines.  Ruta Nacional 51 KM 6, La Merced Chica. Tel. (0387) 497-2002 y (0387) 497-2005. www.houseofjasmines.com. Tarifas desde u$133, la doble con desayuno.

 

 

2016 - 2021. Todos los derechos reservados.
La Voz.