La Hoya: pasión por la nieve en familia

Nieve, excursiones y paseos a precios “congelados” son la combinación perfecta para disfrutar del invierno en el centro de esquí chubutense de La Hoya, a 12 kilómetros de Esquel. Divertidas propuestas para todas las edades.

Escuchar sólo el viento en una bajada perfecta, deslizándose por la nieve del cerro; caminar de cara al sol entre los senderos del paisaje andino y luego, al regresar, paladear un humeante chocolate caliente, al lado del fuego en un refugio de montaña, es una postal soñada que el centro de esquí La Hoya la hace posible.

Como todo destino cordillerano, la nieve es la protagonista de la temporada invernal ya que 12 kilómetros separan la ciudad de Esquel de la base del cerro La Hoya, donde se emplaza el Centro de Actividades de Montaña, célebre por su entorno natural y geográfico que lo posicionan en el podio de durabilidad de su nieve, hasta octubre.

Si bien el esquí alpino, de fondo y el snowboard son las prácticas con más seguidores ya sea principiantes como avanzados, expertos y deportistas de competición, año a año aumenta el número de valientes que se adentran en las áreas de travesía y en los fuera de pista de nieve honda, así como los circuitos de ski cross y boarder cross.

Características. La Hoya cuenta con 60 hectáreas de superficie esquiable, 25 pistas con conexiones que convergen en la base y 5,1 kilómetros de descenso máximo.

Todas las áreas esquiables están balizadas e identificadas según su dificultad con cartelería clara y moderna, y las pistas tienen permanente mantenimiento y patrullaje.

El centro también cuenta con tres refugios gastronómicos: en la base del cerro en la cota 1.430 metros, se encuentra la primera propuesta en la hostería La Hoya; más arriba, a 1.650 metros, La Piedra brinda servicios de restaurante y confitería y, finalmente, El Refugio del Esquiador, a 1.850 metros, es ideal para disfrutar de una bebida caliente o de un almuerzo veloz para reponer fuerzas y volver a las pistas.

Promociones. Las agencias locales ofrecen esquí week familiares con importantes beneficios que incluyen alojamiento con desayuno, pases al centro de esquí, traslados y alquiler de equipos.

Para una familia de cuatro miembros hay opciones desde $ 8.275 en temporada baja y desde $ 13.180, en temporada alta.

El Centro de Actividades de Montaña La Hoya tiene guardería y escuela de esquí para todas las edades. Desde esta temporada, los niños de 1 a 3 años pueden disfrutar de una plaza blanda diseñada para ellos, donde no faltan corralitos, peloteros, subibajas y casitas.

En cuanto a la Escuela de Esquí, más de 60 profesionales dictan cursos individuales y grupales. Una de las novedades este año es el segmento de clases para chicos de 11 a 15 años, lo que permite retener a los adolescentes dentro de la escuela, para tranquilidad de los padres y para que puedan adquirir conocimientos y destrezas.

En materia de alojamiento, la hostería La Hoya, único establecimiento hotelero en la base del cerro, es ideal para disfrutar desde el primer minuto hasta el último sin perder tiempo en traslados y en un ambiente íntimo y confortable.

Dentro de las comodidades ofrece calefacción centralizada, habitaciones con vista al cerro, guardería y secado de equipos de nieve, Internet Wi-Fi y sala de estar con fogón a leña.

Este invierno la hostería ofrece promociones de estadías de una semana que incluyen alojamiento con pensión completa (sin bebidas), traslados, equipos de esquí-snowboard, guardería y pases.

Tarifas. En base cuádruple, los paquetes cuestan $ 4.986 por persona en temporada alta (del 6 de julio al 20 de agosto) y $ 4.648 pesos en temporada baja (del 21 de agosto al 14 de octubre).

Más allá de la nieve. Una excelente opción familiar en la Comarca de los Alerces es visitar el Centro de Montaña Pueblo Alto, a 30 kilómetros de Esquel.

Trekking, mountain bike, canopy y juegos de aventura, con diferentes grados de dificultad de acuerdo a los visitantes y con la compañía de guías especializados, son opciones divertidas para disfrutar a pura adrenalina y en paisajes encantados. Incluso los más pequeños pueden participar de circuitos a su medida.

El Viejo Expreso Patagónico es otro de los paseos infaltables en la agenda familiar. Se trata de una aventura sobre rieles por la extensa estepa nevada que ya lleva 68 años de historia.

El paseo cubre los 18 kilómetros que separan Esquel de la estación Nahuel Pan, donde reside una comunidad mapuche tehuelche. Allí, mientras el tren realiza las maniobras para el regreso, los viajeros tienen oportunidad de recorrer el Museo Nahuel Pan, donde se preservan objetos patrimoniales de los pueblos originarios, y la Casa de las Artesanas, que comercializa piezas textiles. Todo el paseo dura dos horas y media y conviene comprar los boletos con anticipación en la estación de tren o en las agencias de viajes de la ciudad. El costo del paseo para una familia de cuatro miembros no supera los $ 340.

Cabalgatas. Las cabalgatas son otro clásico de Esquel. Un apacible paseo por los coloridos paisajes de los alrededores, con picos nevados se concreta en excursiones de una hora ($ 90 por persona); o jornada completa hasta el cerro Nahuelpan con almuerzo incluido $ 490 o animarse a una cabalgata nocturna, bajo el imponente cielo estrellado de la cordillera por $ 380.

Para aprovechar la nieve hay un programa de caminatas con raquetas para grandes y chicos mayores de 12 años.

La empresa Frontera Sur ofrece dos circuitos (de dos y tres horas, y de diferente grado de dificultad) en los que, junto a un guía de montaña, se recorren paisajes vírgenes donde se privilegia el contacto con la flora, la fauna y la geología de la zona desde $ 150 por persona.

Gastronomía. Con predominio de las carnes asadas en los platos fuertes y los frutos rojos a la hora de los postres, los paladares más exigentes no querrán perderse clásicos como cordero patagónico o conejo a la cazadora. A la hora del té, la impronta de la comunidad galesa, especialmente en la vecina ciudad de Trevelin, define un estilo difícil de hallar en otro destino: torta galesa, scones, panes y dulces caseros son algunos de los sabores que se despliegan en mesas puntillosamente decoradas. En la casa de té Nain Maggie (Perito Moreno 179, Trevelin) perduran los aromas compartidos por la familia.

Antes de la despedida, habrá que destinar algunas horas a recorrer el casco urbano de Esquel, donde el clima sereno de la comunidad acompaña el entorno privilegiado de ríos cristalinos, lagos de aguas profundas, árboles centenarios e imponentes cordones montañosos.

Lo que hay que saber

Horarios de La Hoya. Desde las 9 hasta las 17 (según el clima).

Pases: se adquieren en la oficina de Sarmiento 625; en la base del cerro y en agencias de Esquel. Tarifas: seis días más uno libre $ 740 (menores y seniors) y $ 920 (mayores) del 27 de julio al 16 de agosto y del 20 de agosto al 8 de septiembre; y $ 625 (menores y seniors) y $ 750 (mayores) del 9 de septiembre al 14 de octubre.

Guardería, escuela de esquí y snowboard: de 10.30 a 13 y de 14.30 a 17.

Hostería La Hoya: base C. A. M, teléfono (02945) 45-7015.

Viejo Expreso Patagónico: salidas martes, jueves y sábados a las 10. Precios: general $ 210; $ 120, residente nacional mayor y $ 75 (universitarios y jubilados); $ 50 (niños de 6 a 12) y menores de 5 años, sin costo. Horarios (temporada alta:) de 8 a 14 y de 17 a 20.

Temas Relacionados