Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Playas

Chapadmalal: cómo descubrir lo rústico de la costa argentina

A 20 kilómetros de Mar del Plata, Chapadmalal se ofrece como destino ideal para los amantes del surf y de las playas tranquilas. 

Por Agustina López.

A 20 kilómetros de Mar del Plata hay acantilados eternos, playas para todos, bosques de pinos y un aire puro que transmite paz. Es un destino ideal para unas vacaciones alejadas del ruido. Es que, en Chapadmalal, en la provincia de Buenos Aires, la vida transcurre a otra velocidad.

Para entender “Chapa” necesitamos conocer un poco más sus playas. Todas se caracterizan por sus fuertes olas, ideales para surfistas. Luna Roja, ubicada en el kilómetro 542 de la Ruta 11, se posiciona como la favorita de la mayoría, rodeada de naturaleza y con un accidente geográfico que forma una abrupta vertical de piedra que se encuentra con el mar.

Si seguimos bajando hacia el sur, nos encontramos con otras playas tranquilas: por ejemplo, Paradise, Cruz del Sur y Playa de Chapadmalal -donde están los famosos hoteles que se construyeron en 1954 para el turismo social, en la época de Juan Domingo Perón-. Durante muchos años, las Unidades Turísticas de Chapadmalal estuvieron abandonadas; pero, este verano, reabrirán tres de ellas, con 1.650 plazas disponibles.

Por otro lado, la propuesta que está creciendo en la zona tiene que ver mucho con el surf, deporte que depende del viento, del mar y de las olas. Los que lo practican quedan fascinados con las características de Chapadmalal, y muchos de ellos se instalaron a vivir y organizan viajes como propuesta de bienestar “all inclusive”.

Bai Bai ofrece salidas grupales en viajes de experiencia. Hay de todo: “Surf, retiros de yoga, alimentación saludable y hasta podés hacer coworking”, cuenta Toto, su creador. Pero ¿qué pasa si no sabemos surfear? “La base es el surf. Si te gusta, mejor; pero, aunque no te metas al agua, su espíritu y filosofía te van a atravesar, creeme”, aseguran. Es, por cierto, un viaje diferente.

Además de las casas de playa convertidas en hostels para surfistas, la oferta de alojamiento consiste, en su mayoría, en propiedades para alquiler temporario, como cabañas y casas entre calles de tierra.  

Otra opción es la de bodega Costa & Pampa. A seis kilómetros del mar están los viñedos de Trapiche. Ellos ostentan que están en “un lugar único para el desarrollo de vinos con marcada influencia oceánica”. Se pueden realizar visitas para degustar los varietales de esa finca.

Este lugar rústico ubicado entre Mar del Plata y Miramar, ya tiene brillo propio. Tiempo de desconexión en las costas del océano Atlántico.

Datos útiles

Para llegar desde Mar del Plata, tres ómnibus: 511, de línea; Plusmar, que va a Miramar. Línea Costa Azul.

Para dormir: Cabañas Ohana. Equipadas, de 80 metros cuadrados para un máximo de seis personas, con pileta privada. Parrilla ,wifi, Directv, alarma y a 400 metros del mar. En diciembre, desde $14.000 la noche. 

Para comer pescado: El Pescador

Un restaurante bar: La Hostería

Para una buena merienda: Samay Huasi

2016 - 2022. Todos los derechos reservados.
La Voz.