Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
En auto

Teresa,una mujer sorprendente

El Museo de Arte Religioso Juan de Tejeda, conmemorará el Día Internacional de la Mujer con un recorrido guiado dedicado a la primera doctora de la iglesia católica, Santa Teresa de Jesús, en su dimensión más humana. Un tour cultural contará su historia.

Por Redacción LAVOZ.

El 8 de marzo las mujeres del mundo ponen en relieve la lucha en pos de la igualdad, la justicia, la paz y el desarrollo, y algunas instituciones, como los museos, organizan actividades que acercan al público a las mujeres trascendentes que fueron artífices de la historia local, nacional y/o mundial. Santa Teresa fue una de ellas y en un tour cultural que realizará el Museo Juan de Tejeda, contará su historia.

Teresa de Cepeda y Ahumada, conocida mundialmente como Santa Teresa de Jesús, es una de las figuras más relevantes de la historia de la iglesia y de la literatura, y a través de una visita guiada especial, el Museo Tejeda invita a adentrarse en la imagen humana de Teresa, una mujer que cantó, bailó, cocinó, fue espontánea, emprendedora, jovial y muy religiosa.

El guión del recorrido transita también por la Teresa escritora y fundadora de las Carmelitas Descalzas, una mujer moderna y reformista que logró encontrar su camino hacia la autorrealización y dejar su impronta en el mundo.

“Teresa fue una gran amadora, vivió de conformidad con el enunciado de amor al prójimo. Y, centrándose en el amor a Dios, descubrió la unidad del amor divino y el amor humano”, relata Silvia, la guía especializada en turismo cultural a cargo del recorrido. 

“El amor de Dios y el amor humano no son adversarios. Teresa vivió centrada en Dios y desde ese centro pudo experimentar otros amores. El anhelo, la pasión, el deseo de amor que ella necesitó sólo se pudieron realizar en Dios, y en esa búsqueda encontró se encontró con el provincial Jerónimo Gracián,  quien se convirtió en su principal apoyo para llevar a cabo la Reforma Carmelita”, agrega.

De esta manera, y como postula la reconocida biógrafa teresiana, Erika Lorenz (2004), Teresa transitó un proceso de exploración interna que la llevó a forjar su personalidad y pasar de la contemplación a una enérgica actuación en el mundo.

Cada parte de esta atrapante historia tendrá como contexto las salas del Museo y su patrimonio, tanto material como inmaterial. La visita se realizará en el horario especial de las 19 el próximo martes 8 y el viernes 11. Aquellos que asistan a la visita del viernes podrán disfrutar, al cierre de la misma y en el encantador patio colonial del museo, del concierto “María, todo es María, antiguas músicas para la devoción mariana”, a cargo del dúo “Nautas” (Griselda López Zalba y Ramiro Albino).

Intercesión divina

En el invierno de 1622, la hija menor de un comerciante cordobés llamado Juan de Tejeda despertó una mañana gravemente enferma. Inconsciente y casi sin respiración, su padre, devoto de la recientemente canonizada Santa Teresa, solicitó su intercesión divina para salvar a su hija. 

La Santa de Ávila respondió a la petición y la niña sanó. En agradecimiento, Tejeda destinó su casa ubicada frente a la plaza Mayor (hoy San Martín) para instalar un monasterio de clausura en su honor e inauguró oficialmente dicha casa conventual en mayo de 1628. Desde entonces, funcionó en esa manzana el Monasterio San José de Carmelitas Descalzas que, como fiel testigo, fue acompañando el proceso histórico de la ciudad. 

La construcción monumental fue reconocida como Monumento Histórico Nacional y desde 1970, se situó en el sector más antiguo de esa construcción el Museo de Arte Religioso Juan de Tejeda.

La visita a su patio, salas y galerías permite adentrarse en la Córdoba colonial y religiosa, pero también descubrir historias que acontecieron más allá de los límites de nuestro continente.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.