Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Tips de viaje

Viajar en grupo y cuidando el bolsillo

Recomendaciones para planificar el siguiente destino con amigos o familiares, ahorrando algunos pesos. Las claves: paciencia y flexibilidad.

Por Pablo Bertorello (Especial).

Gran parte de los viajeros considera que la mejor manera de afrontar la rutina diaria es planificando el próximo viaje. Un incentivo constante que suma valor agregado cuando el siguiente destino es compartido con amigos o familiares. 

Por eso, y para que todo salga redondo, no sólo hay que tener en cuenta distintas cuestiones de planificación, sino también considerar que siempre es posible apelar a ciertas herramientas que ayuden a ahorrar algunos pesos.

Mientras que planificación, flexibilidad y comunicación pueden considerarse las claves para viajar en conjunto, antelación, paciencia y ayuda tecnológica suelen ser pilares importantes para conseguir pasajes y estadías de hoteles más económicos. 

Entonces, una vez elegidos bien los compañeros, lo mejor es aclarar el panorama lo máximo posible en todos sus aspectos. De esta manera, las buenas experiencias podrán multiplicarse y mucho más si vienen con algún descuento extra. Lo primero que hay que saber es que para muchas cosas no es lo mismo pedir precio para una persona que para cuatro, seis o más viajeros. Generalmente, en grupo es más fácil conseguir descuentos en hoteles y servicios como el alquiler de autos, seguros, guías, etc. 

-Aporte conjunto: en todos los grupos hay un encargado de armar el “equipo” de WhatsApp, organizar el viaje, reservar los pasajes y apuntar los must. Sin embargo, para reducir el margen de queja, lo mejor es distribuir un poco las tareas.

-Presupuesto: lo fundamental es saber cuánto gastar, es decir, definir un presupuesto de máxima, porque no es lo mismo alojarse en un hostel que en un cinco estrellas. Tampoco es lo mismo comer en la calle, comprar en el súper o comer en restaurantes.

-Elasticidad: la disponibilidad temporal conjugada con las crecientes promociones en temporada baja puede resultar trascendente para sacar un mejor provecho económico. Por esto, estar dispuesto a dar golpes de timón a los planes nunca está de más. 

Los aéreos entre semana, generalmente, mejoran mucho la tarifa. Volar los viernes y sábados -tanto de ida como de vuelta- suele ser más caro. Asimismo, los domingos son los elegidos para regresar y retomar la rutina a comienzo de semana.

-En alerta: estar suscriptos y atentos a las promociones de aerolíneas, hoteles, agencias o portales de turismo tiene sus beneficios. Buscar precios a través de la web y muchas aplicaciones (apps) es más fácil y menos cansador que en la vida real. Incluso, hasta en temporada alta pueden aparecer ofertas de vuelos directos.

En este sentido, la anticipación colabora con la causa. Por ejemplo, para obtener un asiento del avión a un precio económico, para tener tiempo destinado a organizar mejor el viaje o para evaluar dónde hospedarse y los movimientos a seguir.

-Paciencia, la reina madre: si en el grupo no hay niños, aguantarse las escalas en los vuelos siempre propicia cambios radicales en el valor. Las ofertas en vuelos directos son escasas. Según el horario y la cantidad de horas libres en las combinaciones, quizás se puede salir a recorrer un poco la ciudad de escala.

-Comparadores: según el buscador Trivago, algo que parece una obviedad pero que no siempre se hace, es comparar el precio en distintas páginas web antes de reservar una habitación para descubrir cuál es la que ofrece mejor tarifa. Siempre se encuentra diferencia de importes según el portal consultado. Por eso, los comparadores facilitan la tarea. También Farecompare (www.farecompare.com), Turismocity (www.turismocity.com.ar) o Kayak (www.kayak.com) contrastan los precios de las distintas agencias y aerolíneas, disponibles para un mismo destino y fecha de viaje.

-La comunidad: la plataforma Tripadvisor posee uno de los foros más completos y útiles para sustentar la planificación. Una enorme comunidad de miembros y diversas temáticas ayudan a aclarar todo tipo de dudas. Lo mismo sucede con Lonely Planet, que cuenta con uno de los foros de viajeros más frecuentados. Posee información dividida por países e intereses. La experiencia y valoración aportan datos más claros del servicio que ofrece y su ubicación.

-Actividades sin costo: una vez en destino, conviene averiguar qué atractivos se pueden conocer. En todos lados, existen lugares gratuitos que podemos pasar por alto. Por ejemplo, en temporada baja, algunos museos ofrecen promociones o accesos abiertos en ciertos horarios o días. Un dato más: los estudiantes universitarios no deben olvidarse el carnet o alguna constancia que los identifique como tal porque en muchos lugares y atractivos turísticos existen promociones para ellos.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.