Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Tips de viaje

El turismo que viene: planes y estrategias para contenerlo

El turismo afronta una crisis sin precedentes. No se sabe cuándo se podrá volver a viajar y todo el sector sufre perdidas millonarias. Cuáles son los planes y las estrategias para contenerlo y reactivarlo.

Por Guido Piotrkowski (Especial).

El turismo atraviesa la crisis más profunda desde la Segunda Guerra Mundial y es uno de los sectores económicos más duramente afectados por el Covid-19. Asimismo, fue una de las primeras actividades que se suspendieron y muy probablemente sea la última en reactivarse luego de la pandemia. 

En Argentina, el turismo receptivo generó cerca 5.500 millones de dólares en 2019, mientras que el acumulado de enero y febrero 2020 fue de 1.715.500 millones de dólares, lo que implicaba un alza notable en las proyecciones para este año pero que se derrumbaron de golpe con el indicio de la pandemia. En el país, las empresas turísticas generan más de un millón de puestos de trabajo, hay más de 17 mil hoteles y cinco mil agencias de viajes, según datos del Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación. 

Te puede interesar: el mundo de los próximos viajeros 

Hasta el cierre de esta nota, y según datos de le empresa AlMundo, 200 mil vuelos fueron cancelados y reprogramados en solo 15 días, 39 países cerraron sus fronteras, 20 mil  argentinos se encuentran varados en diferentes países y 10 mil hoteles locales cerraron sus puertas. Todo esto generó que las consultas diarias aumentaran un mil por ciento (equivalente a una cada 10 segundos) en esta firma que recibió 22 mil mensajes en 168 horas y más de mil casos por día en el WhatsApp destinado a emergencias. 

Para Aerolíneas Argentinas, la caída de las solicitudes de reservas de vuelo es del 90 por ciento y aún, sostienen, no se pueden cuantificar las pérdidas. Desde la Federación Empresaria Hotelera Gastronómica de la República Argentina (Feghra) alertan que casi el cien por ciento de los hoteles está cerrado -con una mínima excepción de los que prestan servicio a quienes hacen aislamiento- y que respecto a la gastronomía solo un 15 por ciento trabaja con delivery. Graciela Fresno, titular de la entidad, estima que las pérdidas rondarán los 28.500 millones de dólares para este año. 

Sin embargo, para Aldo Elías, presidente de la Cámara Argentina de Turismo (CAT), todavía no es posible mensurar la merma económica  ya que no está claro cuándo terminará todo esto. “Desde que se restringieron los viajes, nuestras empresas dejaron de operar, nos quedamos sin pasajeros reduciendo nuestros ingresos a cero”.

El Mintur y las cámaras

Días atrás, representantes del sector se reunieron en la residencia de Olivos con el presidente Alberto Fernández y el ministro de Turismo y Deportes, Matías Lammens. Para las fuentes consultadas en esta nota, la reunión fue muy productiva.  

“Desde el Ministerio conseguimos fondos específicos que se utilizarán para lanzar medidas que auxiliarán a hoteles, agencias de viajes y empresas gastronómicas vinculadas al turismo, empalmadas con las ya anunciadas en general. A cambio, se exigirá contraprestaciones, como capacitaciones virtuales para que la oferta se reoriente hacia el turismo interno y llegar al verano con el sector fortalecido”, dice Lammens. 

Representantes del sector pidieron asistencia para pagar sueldos, postergación de los vencimientos de impuestos, una amplia moratoria a posteriori, eliminación de los aportes patronales por 180 días, créditos a tasa cero y reformulación en el pago de los servicios públicos, entre otras cosas. Hasta ahora, se obtuvo el pago parcial de salarios de suspensión, la postergación o reducción del pago de contribuciones patronales y los créditos subsidiados. Pero en un escenario dinámico, seguramente habrá más novedades. 

En cuarentena: cómo están las ciudades hoy 

“El Presidente comprendió y admitió la necesidad de generar medidas específicas para sostener la situación del sector y la particularidad respecto de otras actividades”, destaca Graciela Fresno. Eso implica que cuando se levante el aislamiento, la hotelería y gastronomía no van a recuperar su ritmo habitual porque dependen del turismo. “Este año no tendremos la visita de siete millones de extranjeros y el turismo nacional se va a recuperar muy lentamente”, añade la responsable de Feghra.

Lammens explica que el objetivo es que los hoteles, las agencias de viajes y otras Pymes del sector estén de pie cuando termine la pandemia, para que en el mediano plazo se transformen en un motor de desarrollo del país. “Estamos trabajando para adaptar propuestas a la nueva realidad, a través de la conformación del Observatorio de Turismo Interno, para contar con una herramienta que permita conocer y perfilar a los turistas argentinos”, anticipa. 

El rol de las empresas

Aerolíneas Argentinas está trabajando en otro escenario y más que pensar en el futuro y mediano plazo, tiene que actuar ya. Por eso, para la aerolínea de bandera los vuelos de repatriación son la prioridad. “Estamos enfocados en la realización de las operaciones especiales. Solo se hacen vuelos especiales a destinos que son aerodependientes, como Tierra del Fuego o Río Gallegos. La situación es dinámica y constantemente estamos ajustando a las disposiciones de las autoridades sanitarias y de transporte”, explican desde la compañía. La empresa cuenta con 12 mil empleados, que se están adaptando a tareas diversas, desde los vuelos hasta la preservación en los aviones que no operan o el trabajo voluntario en la atención de la contingencia. 

El futuro, un viaje incierto y distinto 

Desde la Acav buscan una salida. Ya están poniendo en práctica diferentes medidas acordes a la problemática. (La Voz)

Se estima que, en el mejor de los casos, el turismo volverá a florecer luego de la primavera. Claro que el nuevo escenario será diferente. Habrá poco movimiento aéreo y serán los viajes terrestres, escapadas cercanas y el turismo interno el que prevalezca. Desde el Estado se promocionarán estos viajes y los ambientes naturales, alejados de las ciudades. De todos modos, la percepción general es que 2020 es un año perdido. 

Por el momento, la Administración Nacional de Aviación Civil (Anac) dispuso que las líneas aéreas no podrán promocionar ni vender pasajes y estableció sanciones para aquellas empresas que incumplan. Las aerolíneas comerciales deberán esperar hasta el 1º de septiembre para retomar sus operaciones regulares desde, hacia o dentro de Argentina. La Anac autoriza a reprogramar y comercializar pasajes con fecha de inicio ese mes, aunque la fecha estará supeditada a la salida ordenada de la emergencia generada por el coronavirus. La medida apunta a proteger a los potenciales pasajeros, en tanto no paguen por pasaje anticipado sin contar con la certeza de que el servicio será cumplido, y evitar la especulación por parte de las empresas con el objetivo de generar ingresos inmediatos a partir de un servicio que no pueda ser cumplido.

En América: cuál es el país que mejor controla la pandemia 

“Se necesitará un plan agresivo de fomento del turismo interno e internacional, con medidas atractivas para viajar por el país o venir a Argentina”, opina Fresno. “Estamos convencidos que la forma de salir de esta situación es entre todos. El turismo es una de las actividades más perjudicadas, por eso es fundamental consensuar una salida urgente con un esfuerzo conjunto entre el sector público y el privado”, acota Elías.

Las agencias de viajes buscan una salida

En el sector de las agencias, la pandemia de coronavirus tendrá secuelas irreversibles. Ya venían golpeados con el impuesto país y una caída en las ventas que casi rozaba el 50 por ciento, por lo que el Covid-19 no es más que otro impacto casi letal. 

Para hacerle frente a la completa situación, desde la Asociación Cordobesa de Agencias de Viaje (Acav), están poniendo en práctica diferentes medidas acordes a la problemática. “Sabemos de la profunda crisis que atraviesa el sector turístico, por eso estamos trabajando en diferentes puntos específicos”, detalla Gustavo Peralta, presidente de la entidad.

En ese sentido, se le permitió a las agencias compartir estructuras y realizar actividades conexas a las propias para reducir costos fijos. Otra de las medidas urgentes que lograron alcanzar es extender la suspensión de legajos hasta los seis meses durante todo 2020, en lugar de los 30 días que permite  actualmente la reglamentación vigente. 

“Estamos trabajando en esa dirección, apuntando a que la agencia pueda defenderse ante este panorama tan crítico y brindado la mayor cantidad de herramientas a los agentes para que pueda enfrentar el mal momento. Está claro que las medidas diseñadas por el Gobierno nacional en general no alcanzan para resolver la crisis que atraviesa la industria turística”, agrega Peralta.

Sobre la activación del sector, el titular de la Acav sostiene que aún es muy incierto trazar algún tipo de estrategia ya que no se sabe hasta cuándo se va a extender esta situación. “Seguramente el plan de contingencia se empezará a diseñar una vez definida la fecha de salida de la cuarentena”, agrega.

Datos útiles

Estrategia. El Mintur trabajará en la imagen de Argentina como destino seguro. El Gobierno nacional está haciendo un esfuerzo importante en el cuidado de la población, imagen que usarán para potenciar al país como un espacio seguro para el turismo interno y, luego, para la promoción en el exterior. 

Capacitación. De manera articulada con el sector privado y las provincias, la cartera turística capacitará a todos los actores del turismo para que incorporen la idea del cambio de paradigma: la importancia de los protocolos de salud en la oferta del servicio.

Reactivación. A largo plazo se retomará la promoción de las maravillas naturales, con el foco en la naturaleza, en línea con las nuevas demandas globales. De seguro, habrá nuevos hábitos para viajar y el turismo interno será uno de los grandes reactivadores.

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.