Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
En familia

El paraíso de la costa oeste de Florida que vale la pena conocer

Fort Myers y Sanibel son dos perlas del golfo de México con imperdibles playas, islas vírgenes y entretenimiento para todas las edades. Justas, forman un tesoro digno de descubrir.

Por Voy de Viaje.

En este condado de la costa oeste de Florida, ninguna edificación supera la altura de la palmera más alta (el equivalente a tres pisos). La conservación del medio ambiente es prioridad en Fort Myers, cualidad que convierte a esta ciudad en un paraíso en estado puro y poco explorado turísticamente. De hecho, una tercera parte de la isla de Sanibel es una reserva natural que no se puede intervenir, con una flora y fauna autóctona compuesta por especies únicas de Estados Unidos.  

Según Stefanie Zinke, gerenta de ventas del destino, el principal atractivo de estas perlas del golfo de México son sus islas. “Es un lugar atípico, pero al mismo tiempo un lindo contraste con Orlando y Miami. Por eso se complementa tan bien con los destinos más visitados. Eso lo hace único: salir de una ciudad urbana y volver a un lugar en estado puro es algo muy agradable”, explica.

Más datos: esta es la mejor playa de Estados Unidos 

Pero más allá de ser un paraíso, en estas ciudades el entretenimiento está garantizado. Hay una gran variedad de actividades para todas las edades, como excursiones a islas vírgenes, parques ecológicos, actividades deportivas y una entretenida vida nocturna. 

En ese sentido, Zinke aseguró que este condado se convirtió en una de las principales opciones de vacaciones para turistas europeos y que cada vez son más los argentinos que llegan a Fort Myers y Sanibel buscando disfrutar una estadía divertida y en familia. “Aquí encuentran tarifas mucho más convenientes en relación con otros destinos de similares características”, agrega.

En conjunto, estas ciudades tienen 80 kilómetros de tranquilas playas, con aguas cálidas. Además, Sanibel es conocida como la capital mundial de los caracoles marinos, por la gran cantidad de especies que se encuentran allí. 

Después de Semana Santa, y hasta Navidad, todos los hoteles ofrecen tarifas súper convenientes y de oferta, con excelentes planes familiares.  

Para audaces: el parque con las mejores montañas rusas 

Fort Myers cuenta con dos grandes outlets que ofrecen excelente relación precio-calidad, lo que lo convierte también en un destino de compras y la alternativa más conveniente a los mall de Orlando o Miami. Hay buenas marcas y excelentes precios y el shopping en Sanibel es al aire libre. 

Visita obligada

Un imperdible de este condado es conocer las casas de descanso que Thomas Edison y Henry Ford, amigos y vecinos, tenían para pasar el invierno y sortear el frío del norte. Actualmente, ambas propiedades se conservan de manera original, lo que permite vivir por dentro la historia de estos reconocidos personajes. 

En la vivienda de Edison es posible ver la evolución de las lámparas de luz en sus diferentes estadios. En la de Ford, en tanto, se puede apreciar el primer auto que diseñó. 

Otro paseo imperdible es Manatee Park, un lugar para observar los manatíes de cerca tanto en los miradores como en paseos en kayak. 

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.