Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
En avión

La chanchita que ayuda a liberar el estrés de los viajeros

¿Qué mejor que tener un amigo para ayudar a liberar el estrés de los aeropuertos? (Fotos: FlySFO/ Facebook).

Por Redacción Voy de Viaje.

Viajar es uno de los mayores placeres de la vida, pero hay momentos (especialmente en el aeropuerto) que pueden llegar a ser muy estresantes: vuelos cancelados, sobreventa de asientos o comida carísima. Por esta razón, el Aeropuerto Internacional de San Francisco (Estados Unidos) presentó Wag Bridge, un grupo conformado por 22 perros y una chanchita que ayudan a los viajeros a liberar el estrés.

Los animales sirven para terapia y recorren todo el aeropuerto con un chaleco que dice "¡Acaríciame!". Además, forman parte del Programa de Terapia Asistida Animal de la Sociedad de San Francisco para la Prevención de la Crueldad a los Animales.

Hoy en día, la chanchita llamada Lilou es toda una estrella, no sólo en el aeropuerto sino también en las redes sociales. Cuenta con su propia cuenta de Instagram en donde muestra los diferentes atuendos que utiliza en sus apariciones: policía, bailarina, navideño y muchos más.

Lamentablemente, no hay horarios fijos en los recorridos de Lilou, por lo que encontrársela es cuestión de suerte. A quienes sí se puede acudir siempre es a sus compañeros, los perros.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.