Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Tips de viaje

Información útil para disfrutar del sol en Balneário Camboriú

Conocé más de una de las playas más famosas del sur de Brasil.

Por Graciela Cutuli (Especial).

CÓMO LLEGAR: vía Buenos Aires, Azul Linhas Aéreas inauguró en diciembre un vuelo a Navegantes, a 35 kilómetros de Camboriú, que seguirá hasta fin de marzo (y se espera continúe todo el año). El tramo Buenos Aires-Navegantes se consigue desde $ 5.500, dependiendo de las fechas. 

Desde Córdoba, Aerolíneas Argentinas tiene tres vuelos semanales directos a Florianópolis. De allí se puede ir en bus hasta Camboriú o alquilar un vehículo. 

Otra opción desde nuestra provincia es Flecha Bus, que tiene un servicio diario a las 23.55, y una salida los domingos a las 6.30 (llega a las 13 del lunes). Ofrece una promoción en coche semicama ida y vuelta por $ 4.900.

UN CLÁSICO. Balneário Camboriú, un clásico que no pierde vigencia.

CÓMO MOVERSE: desde el aeropuerto de Navegantes, Azul tiene alianza con Lufer Viagem para el traslado hasta el balneario, a precios preferenciales para sus viajeros. También hay buses y taxis (entre 550 y 750 pesos).

ALOJAMIENTO: Infinity Blue Resort & Spa es un all inclusive con salida directa a la playa (es pública pero prácticamente utilizada solo por huéspedes del hotel). Tiene 122 habitaciones en un entorno natural divididas en cuatro categorías, con entretenimiento para todas las edades, cancha polideportiva, salón de juegos, guardería, sauna, baño turco y cuatro restaurantes. 

GASTRONOMÍA: Acqualina Bistrô está dentro del Infinity Blue. Exclusivo y elegante, entre otras especialidades ofrece camarón en tempura con castañas y filet en salsa de hongos ahumados. En el centro de la ciudad, TN Bistrô es un lugar tranquilo y agradable que prepara entre otros platos camarón crocante (por unos 425 pesos), pulpo ahumado (unos 400 pesos) y pescado del día (unos 450 pesos). Por su parte, Guacamole propone música, tragos y fiesta mexicana.

MÁS DATOS: turismo.buenosaires@itamaraty.gov.br.

Info: Actividades

Para agendar.

Panorámica en bus. Para tener un “paneo” general de la ciudad es posible subirse a los paseos de BC by Bus, un city tour guiado en ómnibus que va de punta a punta de Camboriú, entre Barra Sul e Itajaí, por las avenidas Brasil y Atlántica. Va acompañado por las explicaciones de un guía y tiene varias paradas. Alrededor de 340 pesos para adultos y de 200 para niños.

Al abordaje. Desde Barra Sul salen simpáticos barcos piratas que navegan alrededor de 45 minutos hasta Laranjeiras. El paseo es para todas las edades e incluye piratas “en vivo”, cócteles y música. Al llegar a Laranjeiras es posible darse un baño en el mar y luego volver a subir para regresar al punto inicial del recorrido. Cuesta alrededor de 260 pesos.

En parapente. El Morro do Careca está en el extremo norte, junto a Itajaí, y es muy popular para la práctica del parapente (que dependerá de los vientos y térmicas). Pero, con viento o sin él, siempre hay una hermosa vista hacia el balneario, gracias a sus más de 100 metros sobre el nivel del mar. Se puede subir a pie pero es empinado y conviene en vehículo, para caminar solo en el último tramo.

Parque de diversiones. Camboriú está a 40 kilómetros de Beto Carrero World, el parque de diversiones más grande de Sudamérica. Tiene un zoológico, numeroso shows –incluyendo aquellos con personajes de Madagascar y Shrek, gracias a alianzas con Dreamworks y Universal– y juegos organizados en varias áreas temáticas, para todas las edades.

Cristo Luz. Es un clásico de la ciudad, que se ilumina en diferentes colores cuando cae el sol. Alejado del centro, es sin embargo de fácil visita gracias a un bus que sale de las avenidas céntricas y lleva a los visitantes hasta el lugar, que ofrece una panorámica del balneario. Lo mejor es ir al atardecer, cuando comienzan a encenderse las luces de Camboriú.

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.