Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Imperdibles

Tres lugares increíbles para los amantes de los dinosaurios

Sitios de enorme importancia arqueológica y paleontológica donde se hicieron hallazgos que marcaron un antes y un después en la historia de la humanidad 

Por Redacción Voy de Viaje.

Pensar en dinosaurios es volver por un rato a la infancia, recordar los libros que mirábamos con atención una y otra vez. Es pensar en esos films que nos hicieron temblar de miedo con feroces dinosaurios que nos amenazaban a través de la pantalla.

Lo cierto es que hay personas que nunca pierden la fascinación por estos antiguos habitantes del planeta Tierra y muchas que dedican su vida entera a encontrar sus restos. No te pierdas esta selección de tres lugares increíbles donde se pueden visitar restos fósiles de dinosaurios: 

1. El Desierto de Gobi en Mongolia

Ubicado entre el norte de China y el sur de Mongolia, es uno de los desiertos más importantes del mundo. Estar allí es estar en el mismo lugar donde hace millones de años atrás, paseaba y cazaba el temido Velociraptor, la estrella de Jurassic Park. 

En el noroeste de Gobi se encuentra la cuenca de Nemegt, donde paleontólogos y arqueólogos han descubierto tesoros fósiles como huevos de dinosaurio, mamíferos prehistóricos y utensilios de piedra con más de 100.000 años de antigüedad. 

Si tenés mucha suerte, podrás encontrar restos de Pinacosaurus de más de dos toneladas: su lomo estaba cubierto por un escudo de púas y placas óseas que se iban haciendo progresivamente más pequeñas hacia la cola y que lo protegía contra sus depredadores. O podrás toparte con restos de un Protoceratops, que tenía un único cuerno en la cabeza, el tamaño de una oveja y se alimentaba de plantas. 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

El estadounidense Roy Chapman Andrews es una de las figuras más fascinantes de la historia de la paleontología. Fue científico, aventurero, explorador, director del Museo Americano de Historia Natural de Nueva York y posible inspiración del personaje de Indiana Jones. El 13 de julio de 1923, Andrews descubrió en el desierto del Gobi, en Mongolia, los primeros huevos de dinosaurio registrados por la ciencia, resolviendo así definitivamente el misterio de la reproducción de dichos animales, pues hasta entonces no se sabía con certeza. Por mucho tiempo se creyó que los huevos hallados por Andrews eran de Protoceratops (“primitivo rostro con cuernos”) un dinosaurio herbívoro que habitó esos parajes hace 75 millones de años. Pero hoy se sabe que en realidad correspondían a Oviraptor (“ladrón de huevos”) un pequeño depredador bípedo contemporáneo del anterior. #art #arte #dinosaurio #dinosaur #dinosaurios #dinosaurs #roychapmanandrews #mongolia #desiertodegobi #amnh #huevos #eggs #dinosauregg #huevosdedinosaurio #curioso #curiosidades #curiosamente #datocurioso #sabiasque #interesante #culturizando #viernesdedinosaurios #loscuentosdemichael #culturageneral #lanotacuriosa #ciencia #indianajones #jurassicpark #protoceratops #oviraptor

Una publicación compartida de Michael Nissnick Therón (@nissnickmich) el18 Mar, 2019 a las 5:39 PDT

 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Una imapctante imagen de las #dunas del #DesiertoDeGobi. Foto: @danielkordan #Gobi #GobiDessert #Dessert

Una publicación compartida de National Geographic Traveler (@natgeotravelerlatam) el16 Oct, 2018 a las 5:50 PDT

 

2. El Parque provincial de los Dinosaurios en Alberta, Canadá

Fue creado en 1955 y en 1979 declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco: es uno de los mayores yacimientos de fósiles de dinosaurio de todo el mundo donde se descubrieron 39 especies de dinosaurio y de donde se han extraído más de 500 especímenes que se exhiben en museos de todo el mundo. 

Los sedimentos del Parque comprenden una historia geológica de dos millones de años que se organizan por formaciones. La Formación Parque de los Dinosaurios es la que contiene la mayor parte de fósiles, con una antigüedad de 75 millones de años que tardó en formarse un millón de años. 

Una de las actividades favoritas de los visitantes es navegar en canoa por el río Red Deer y visitar el Museo Royal Tyrrell de Paleontología en Drumheller. Allí se conserva el nodosaurio, un herbívoro acorazado, considerado el fósil de dinosaurio mejor conservado del mundo, de 110 millones de años de antigüedad. 

3. Colorado y Utah en Estados Unidos

El monumento nacional de los Dinosaurios está ubicado al noroeste de Colorado y al noreste de Utah que desde 1915 conserva los yacimientos de fósiles con restos de dinosaurios. Estar en el parque es como hacer un viaje rápido al período Jurásico. Hay fósiles de Stegosaurus de cola puntiaguda, el Camarasaurus de cuello largo o el Allosaurus carnívoro.

Los visitantes tienen la oportunidad de ver los huesos in situ: los huesos han sido expuestos cuidadosamente, se dejaron en el suelo tal como se encontraron. En este lugar está el conjunto ecológico más completo de dinosaurios del Jurásico Tardío en todo el mundo.  

Es muy famoso el Quarry Exhibit Hall, una enorme pared de roca de donde sobresalen más de 1500 huesos de dinosaurios, las aventuras de rafting por el río Colorado o los campamentos donde se puede pasar la noche y admirar la belleza del lugar, sabiendo que estás durmiendo sobre fósiles de millones de años. 

 

 

 


 


2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.