Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Escapadas

Todo lo que hay que saber para encontrar la calma en El Durazno

Un destino exquisito en Calamuchita, para aprovechar al máximo los días de descanso y contemplación. 

Por Redacción Voy de Viaje.

Por detrás del puente de madera que da la bienvenida a El Durazno, se entrelazan arboledas, caminos de tierra, puestos gastronómicos y la posibilidad de disfrutar de una tarde serena. Este pueblo de Córdoba invita a perder la noción del tiempo y dejarse llevar por los sonidos del río, con su paisaje de cascadas y ollas de agua verdes.

A 135 kilómetros de Córdoba Capital, se encuentra El Durazno, lugar predilecto de los viajeros que buscan romper con los vaivenes de la rutina, encontrarse a sí mismos y olvidarse del estrés. Como punto turístico, resulta ideal para realizar actividades al aire libre, recorrer ferias de artesanías o compartir una merienda en su pintoresca casa de té.

Qué hacer

Una de las principales atracciones de este destino es la Reserva Natural Los Cajones, atravesada por el río El Durazno. Quienes llegan al pueblo, se ven sorprendidos por el verde cristalino de sus aguas, que alternan su recorrido entre playas, arenales, cascadas y ollas de hasta seis metros de profundidad.

Los viajeros que prefieren pasear por sus caminos descubren una antigua capilla, pinares, senderos de tierra y escalinatas integradas con el entorno. A través de estos pasajes, grandes y chicos pueden vivenciar una de las experiencias más relajantes que ofrece Córdoba. Allí, destaca el puente colgante situado en la entrada de la localidad, en cuyo centro se encuentra el spot ideal para tomar la foto que mejor represente el espíritu calmo del lugar.

Opciones gastronómicas

Un punto imperdible de El Durazno es Lahuen, su pintoresca casa de té. Decorada con vibrantes colores que contrastan con el rojizo de sus paredes de madera, resulta atractiva para quienes buscan esa sensación casi mágica de compartir un desayuno o una merienda en el medio del bosque. Los visitantes recurrentes suelen recomendar su tostado con pan casero y sus tortas, entre alternativas para todos los gustos.

Para almorzar o cenar, el pueblo cuenta con Posada El Durazno, con sus galerías campestres y platos típicos como asado, o pollo al disco. En este restaurante, las familias también pueden participar de espectáculos musicales, entre otras representaciones artísticas.

Dónde hospedarse

Quienes prefieran vivir la experiencia completa de El Durazno, para relajarse y dejar atrás el estrés, probablemente quieran pasar más de un día en el pueblo, y seguir conectándose con la armonía del ambiente. Sus opciones son hospedarse en Patios Del Durazno, Kalahuasi o las cabañas Tiempo de Encuentro. Otra alternativa es pernoctar en los distintos espacios de camping que ofrece esta localidad.

Cómo llegar

El Durazno está en el Valle de Calamuchita, a unos 135 kilómetros de Córdoba capital. Se llega por Ruta Provincia N° 5 hasta Santa Rosa, donde hay que tomar la RP 228. Antes de arribar a Villa Yacanto, a mano izquierda, está el ingreso al camino de tierra que conduce a la entrada del pueblo.

2016 - 2021. Todos los derechos reservados.
La Voz.