Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Escapadas

Ruta de las Sierras: hacia el norte

Un paseo desde Córdoba hasta Ascochinga que permite descubrir rincones tradicionales y paisajes de nuestra provincia, con alojamiento de primer nivel y una gastronomía excepcional.

Por Juan Carlos Lopresti (Especial).

Las serranías cordobesas están llenas de sorpresas y siempre es posible descubrir lugares distintos y atrapantes en nuestra inacabable geografía provincial. Por ese motivo, un grupo de empresarios locales desarrolló la llamada Ruta de las Sierras, que incluye recorridos variados, hoteles de primera calidad, atención personalizada y gastronomía superlativa.

Se parte de las excelentes instalaciones del Azur Real Hotel, el primer hotel boutique de la Capital cordobesa, en pleno centro de la ciudad. Construido en una vieja casona con historia, dispone de todos los servicios de avanzada, como jacuzzis en sus 16 habitaciones, solarium, spa y sala de masajes. Además, cuenta con el Restaurante República, que ofrece comida gourmet elaborada con buen gusto por el chef Miguel Escalante, de reconocida trayectoria internacional.

Desde aquí, el tour comienza por el Mercado Norte, un espacio que, aunque no está muy promocionado turísticamente, despierta un gran interés en los visitantes por su construcción, sus puestos de venta y su buena gastronomía. Con la conducción del guía César Naretto, el camino continúa por la ruta 9 norte para visitar las Estancias Jesuíticas de Jesús María y Colonia Caroya, por donde pasaba el Camino Real hacia el Alto Perú.

La arbolada avenida San Martín, en Colonia Caroya, conduce hasta uno de los establecimientos de chacinados más reconocidos de la región; cuya propietaria, Norma Londero, explica todo el proceso de fabricación del famoso e irresistible salame de la Colonia, con degustación incluida.

DATOS. Información útil de Córdoba y Asconchinga.

Un poco más adelante, por la avenida Pedro Patat, se llega a Chacra de Luna, un lugar increíble donde se pueden probar productos orgánicos y comidas elaboradas artesanalmente con materia prima extraída de sus propios cultivos y corrales. Tiene un pequeño y acogedor comedor, aunque también es recomendable disfrutar del paisaje comiendo al aire libre una roñosa, que es un revuelto de huevo y salame, o un frico, un plato a base de quesos, batata, cebolla y polenta blanca, para chuparse los dedos. Sus propietarios ofrecen un recorrido por la granja educativa, que es un predio de nueve hectáreas donde los niños y sus familias pueden participar de talleres y actividades prácticas de huerta y granja.

También en esta localidad es posible visitar un pequeño museo donde funcionó la primera fábrica de sulquis en 1868, y ver todos los elementos y herramientas que se utilizaban en aquella época.

Una estancia con historia

La próxima parada es el ahora llamado Pueblo Estancia La Paz (en Ascochinga), una de las estancias más bonitas y extensas de Córdoba que perteneció, entre otros, al expresidente Julio Argentino Roca. Sus excelentes habitaciones conservan, en algunos casos, el mobiliario y las estructuras de la época, como la lavandería y la antigua piscina para mujeres. Unos días en este lugar permiten gozar de la naturaleza y desarrollar actividades como caminatas a través del predio y cabalgatas de variados recorridos, además de golf, tenis o polo. La gastronomía gourmet, de la mano del chef Norberto Valdéz, es excepcional; y la atención, inmejorable. Son imperdibles el matambrito de cerdo con salsa criolla y de manzana verde, y el salmón con tomates cherry y verduras.

De regreso a Córdoba, esta primera parte de la Ruta de las Sierras culmina con una bicicleteada guiada por los principales centros históricos y culturales de la ciudad, desde el Cabildo, la Catedral y la plaza San Martín hasta el Parque Sarmiento, pasando por el Paseo del Buen Pastor y los distintos museos que componen la milla cultural.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.