Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Córdoba

Postales donde descansó San Martín

Dos hitos históricos unen las jurisdicciones de Saldán y Villa Allende. La antigua estancia y el lugar donde un retoño reemplaza al desaparecido Nogal Histórico que cobijó, bajo su sombra, al General San Martín a su paso por la provincia de Córdoba.

Por Gustavo Scárpetta (Especial).

El plan de la travesía cicloturística consistió en llegar hasta el Nogal Histórico de Saldán, a cuya sombra descansó el General José de San Martín en su paso por la provincia de Córdoba que, curiosamente, está en Villa Allende y de cuyo ejemplar sólo queda un retoño, y la antigua estancia donde descansó durante tres meses el llamado “Padre de la Patria”.

La partida se fijó en una zona cercana al Tropezón, con el propósito de llegar a Saldán y conocer los sitios que visitara el general José de San Martín en el siglo XIX. De esa manera, se cumpliría con el doble objetivo de concretar una grata experiencia deportiva, a través del cicloturismo, y repasar capítulos de la historia.

Para arribar a la ciudad del departamento Colón desde la Capital provincial se manejaron dos opciones, una por La Calera y el dique Mal Paso, y la otra por la calle Ricardo Rojas para cruzar por el acueducto. El grupo se decidió por la primera y disfrutó de una interesante experiencia de pedaleo por paisajes serranos.

La lamentable ausencia de cartelería de ambos sitios históricos obligó a detener la marcha para preguntar a los vecinos las coordenadas para llegar al lugar donde estuvo el General San Martín.

Ya en el terreno donde se encuentra la casona hay una pequeña pirámide que oficia de referencia histórica. Esa construcción fue el casco de la estancia que perteneció a Luis de Tejeda, el primer poeta argentino, y luego de sucesivos traspasos fue adquirida por Eduardo Pérez Bulnes, político cordobés, amigo de San Martín a quien invitó al lugar con el fin de recuperar energías en 1814, época conflictiva en el país. El general se instaló en esa casona por espacio de tres meses en compañía de Tomás Guido.

Según testimonios de lugareños, la estancia habría sido expropiada recientemente para ponerla en valor como patrimonio histórico.

De la charla informal con algunos vecinos nos enteramos que también visitaron la casa, en distintos períodos, el marqués de Sobre Monte, Domingo Sarmiento, Julio A. Roca, Miguel Juárez Celman y Juan Domingo Perón.

San Martín permaneció en esa estancia desde junio a agosto de 1814 y desde ahí partió hacia Mendoza, aunque habría llegado hasta la ciudad de Córdoba para entrevistarse con Pueyrredón.

En las memorias del general José María Paz, figura el encuentro que tuvo con el futuro libertador de América, en “una estanzuela a cuatro leguas de Córdoba”, con quien conversaron largamente sobre la situación revolucionaria.

El viejo nogal. Se dobla a la derecha, se toma una calle de tierra que asoma al arroyo y tras doblar nuevamente, se encuentra el retoño del nogal. Alerta de su presencia un cartel de la Municipalidad de Villa Allende.

Bajo la sombra del ejemplar que se secó, varias figuras de relevancia descansaron, polemizaron y acordaron el futuro del territorio nacional.

Aunque se lo conoce como el “Nogal Histórico de Saldán” está ubicado en jurisdicción de Villa Allende, ciudad que fue creada tiempo después de la visita de San Martín.

Las bicicletas quedaron entre las piedras y recorrimos el lugar, que es un paraje apacible y que, a pesar de estar cerca de una calle muy transitada, representa un manso paréntesis que merece ser conocido.

Además de la historia que representa este lugar muy cercano a la ciudad de Córdoba, el recorrido para llegar es entretenido y con varios paisajes recomendables, que invitan a detenerse y tomar algunas fotos.

Lo que hay que saber

Travesía: 50 kilómetros (ida y vuelta).

Recomendaciones: la estancia aún no puede visitarse pero hay lindas postales cercanas para hacer una mateada.

Dato: de la participó el bisnieto de Oreste Lanfranchi, pionero suizo quien descubrió las propiedades del agua de la zona y bautizó las dos vertientes como “Dina”, en homenaje a su esposa y “San Remo”, por su tercer hijo. De allí deriva la famosa agua mineral Saldán.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.