Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Escapadas

La historia vive en Villa Tulumba

La localidad cordobesa guarda un valioso patrimonio, en el que la iglesia de Nuestra Señora del Rosario, las “Cuatro Esquinas” y la “Casa de los Reynafé” son paradas imprescindibles.

Por Redacción Voy de Viaje.

Villa Tulumba es un pueblito tranquilo y pintoresco ubicado a 143 kilómetros de la Capital cordobesa. Sus avenidas aún conservan un aire de otro tiempo, con calles empedradas, farolas antiguas y construcciones que datan del 1900.

La iglesia de Nuestra Señora del Rosario, del año 1882, es uno de los tesoros de la localidad. En su interior se pueden encontrar pinturas del artista plástico Martín Santiago y la imagen de la patrona de la Villa, protagonista de las celebraciones anuales que se realizan en su honor durante los primeros días de octubre.

Otro de los íconos del pueblo es el de las “Cuatros Esquinas”, inspiración de un sinnúmero de artistas. Además, el recorrido de la Calle Real lleva al visitante a enamorarse de casonas edificadas en el siglo XVII; entre ellas, la “Casa de los Reynafé”, con paredes de adobe construidas sobre el lugar donde ocurrió la masacre de Barranca Yaco que terminó con el asesinato del general Facundo Quiroga en 1835.

NONO. Serenidad con vistas a las Altas Cumbres en Nono.

Las Patronales 

El 3 de octubre de 1803, el rey Carlos IV le otorgó al pueblo por real cédula el título de Villa del Valle de Tulumba. Por lo tanto, año tras año, se recuerda esta fecha con las Fiestas Patronales en honor a Nuestra Señora del Rosario, que reúnen a miles de fieles.

Durante la celebración se realizan misas y luego una impresionante procesión en la que los devotos acompañan a la virgen. El recorrido finaliza con una serenata a cargo de agrupaciones gauchas.

Para más información sobre la localidad, comunicarse con la Secretaría de Cultura y Turismo del Municipio de Villa Tulumba a los teléfonos (03521)  15453234 y (03521) 15433501; o vía e-mail a tulumba_turismo@hotmail.com.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.