Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Aventura

Tras los pasos de Darwin en Puerto Deseado

En su expedición a bordo del Beagle, el científico acampó en el desolador paisaje de la ría de Puerto Deseado. Hoy hay excursiones que permiten recuperar su paso por la zona.

Por Redacción Voy de Viaje.

El naturalista inglés Charles Darwin describió a Puerto Deseado (Santa Cruz) como “la Galápagos patagónica” y “el lugar más alejado del mundo”. El científico pasó una semana allí en 1833, y se sorprendió con los restos fósiles, los cantos rodados, las aves que no volaban y los altos cañadones de la zona.

Hoy, casi 200 años más tarde, poco cambió de ese paisaje desolado, y los aventureros y amantes de la naturaleza pueden conocerlo a través de excursiones que parten desde Puerto Deseado hasta el llamado “Campamento de Darwin”, a una hora y media de distancia.

 

El sitio se encuentra junto a la ría Deseado; que crece y decrece constantemente con las mareas. En ese punto, el hilo de agua no mide más que 30 metros, y si la marea es baja puede no superar los 20 centímetros, por lo que no siempre puede cruzarse.

Alrededor de la ría hay cañadones gigantes, elevaciones llamadas “Miradores de Darwin” (desde donde el naturalista hizo sus observaciones durante el viaje) y cuevas con pinturas rupestres. La inmensidad del lugar es sobrecogedora.

 

Uno de los momentos más emocionantes de la excursión surge al comparar el paisaje de los cañadones alrededor de la ría con una lámina que hizo el dibujante que acompañaba a Darwin, Conrad Martens, en 1833, y corroborar que el entorno sigue siendo prácticamente el mismo.

Otras actividades

Además de realizar un viaje en el tiempo recorriendo los puntos mencionados, los visitantes pueden vivir aventuras en canoa o en kayak por el río; andar a caballo e internarse en la naturaleza sin que las especies se sientan invadidas y hacer paseos en bicicleta.

 

Datos útiles

Existen dos modalidades de excursión: una de un día completo y otra de tres días y dos noches, con alojamiento en una estancia. Se trabaja con grupos reducidos de hasta ocho personas para prevenir la erosión del lugar y no alterar su flora ni su fauna.

Para llegar a Puerto Deseado, hay vuelos directos de Córdoba a Comodoro Rivadavia. Desde allí se debe tomar un bus hasta la ciudad, que está a cuatro horas y media de distancia.

Más información: turismo.puertodeseado@gmail.com.

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.