Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Aventura

El salar más largo del mundo está en Catamarca

Se trata del Salar de Antofalla, uno de los lugares más inhóspitos e inaccesibles de la Puna argentina.

Por Redacción Voy de Viaje.

Argentina esconde miles de rincones inexplorados que son un paraíso para los fanáticos de la aventura. Uno de ellos es el Salar de Antofalla, situado en Antofagasta de la Sierra, Catamarca.

El primer dato sobre este lugar seguro genera sorpresa en más de uno, ya que, con 163 kilómetros de longitud, es el salar más largo del mundo; aunque (otro dato curioso) su ancho no supera nunca los 12 kilómetros.

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

#salardeantofalla #colorsincreibles #punaexplorers #messolsquelauna #catamarca #argentina #quebuenoqueviniste

Una publicación compartida por Albert Cortés (@cortesalbert) el15 de Ene de 2020 a las 5:29 PST

Situado en la Puna argentina, tiene la fama de ser uno de los sitios más inhóspitos, aislados e inaccesibles del país. Y es que prácticamente no hay agua ni vegetación en gran parte de su superficie. "Formas caprichosas trabajadas por la erosión durante milenios es lo único que se encuentra en decenas de kilómetros a la redonda", dice el sitio web de Turismo de Catamarca, como una forma de advertir sobre lo solitario e imponente del paisaje.

Este desierto de sal tiene una altitud media de 3.900 metros sobre el nivel del mar (aunque en algunos puntos se alcanzan los 4.600) y está rodeado por montañas y volcanes como el Volcán de Antofalla, el Cerro de la Aguada y el cerro Botijuela, entre otros.

Ojos del Campo

Uno de los mayores atractivos del salar son tres lagunas interconectadas que, en realidad, son géiseres inactivos. Son conocidas como "Ojos del Campo" y sus aguas presentan distintos colores (una es rojiza, otra azul y la otra negra), generando una postal surrealista.

En 4x4

Por las características del terreno, para conocer el lugar hay que contar con vehículos 4x4. La recomendación es contratar una excursión con guías especializados en Antofagasta de la Sierra.

Si lo tuyo es la naturaleza extrema y la aventura, agendá este destino para cuando sea seguro volver a viajar.

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.