Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
En pareja

El mejor mochilero del mundo es argentino

Se trata de Juan Villarino, quien viaja por el mundo junto con su pareja. Así lo definió el New York Times.

Por Redacción Voy de Viaje.

Juan Villarino y Laura Lazzarino son una pareja de jóvenes argentinos que se dedican a recorrer el mundo como mochileros. No se trata de un hobby sino de una forma de vida, la que ellos eligieron para disfrutar sus días lejos de las típicas jornadas de oficina.

Y por lo visto no son cualquier tipo de viajeros, sino los mejores. Así lo aseguró Wes Enzinna para el New York Times, quien reconoció a Juan Villarino como “el mejor autostopista del mundo”, si se traduce el concepto de manera literal. O como el mejor mochilero.

Según sus cuentas, hizo unos 2.350 viajes, recorrió 161.000 kilómetros y visitó 90 países hasta el momento. Villarino convirtió su forma de vida en una ciencia, y durante todo ese tiempo documentó, a través de anotaciones, sus experiencias. Por ejemplo, según lo que ha vivido, sabe que si pasa un auto por minuto el panorama es excelente, si pasa uno cada cinco minutos es para preocuparse y si el tiempo entre cada vehículo es de 20 minutos, se encuentra en el medio de la nada.

Además, asegura que lo mejor es no usar sombrero ni lentes de sol para que la gente pueda verle la cara y generar así más confianza; ponerse a hacer dedo en lugares en donde los conductores tengan que desacelerar; y no hacer malas caras cuando un vehículo pasa y no frena.

En todas sus travesías está presente su pareja, Laura, quien se sumó a la aventura varios años después de que él hubiera comenzado. Hoy recorren el mundo juntos, sin una casa fija, trabajos ni facturas. Parte de sus gastos los financian con las ganancias de un libro que escribieron juntos, y con otros ingresos de los que disponen. Los jóvenes contaron su historia con lujo de detalle en el New York Times.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.