Buscar Buscar Comentar Comentar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Ciudades

Buenos Aires, ciudad para hurgar

Aquellos de espíritu urbano encuentran aquí placer infinito: a cada paso hay experiencias gastronómicas y culturales memorables.

Por Gabriela Sibilla (Especial).

Visitar Buenos Aires es siempre estimulante. La ciudad muestra a cada paso una mezcla de nuevos y eternos rinconcitos. Compartimos aquí un listado con opciones actualizadas para conocer durante un fin de semana.

Aires de Oriente, café helado y vinos para elegir

Niño Gordo es un nuevo local de parrilla asiática en Palermo. Con una ambientación muy cuidada, se puede tomar tragos entre osos pandas, lámparas chinas y peceras con medusas. Se destacan los okonomiyaki (tortilla de varios ingredientes a la plancha con escamas de bonito) y hay buenas opciones vegetarianas. Recomendamos dejar espacio para compartir un postre. En Thames 1810. Precio promedio: $ 500.

DATOS ÚTILES. Información útil para conocer Buenos Aires.

Por otro lado, en el Microcentro se encuentra Caffé Marini, un nuevo y minúsculo espacio. Se trata de un café de especialidades de los que se empiezan a ver en Capital. Una selecta variedad de granos se prepara con cuidado minucioso en la italianísima máquina La Marzocco. Resulta agradable conversar con su dueño, un coreano que recorrió diferentes países por más de seis años para interiorizarse en la producción y el preparado del café. Se recomienda el café de Etiopía frío, servido con cubos de hielo. En San Martín 487. Precio promedio: $ 80.

Para los amantes del vino, una copa y una tarjeta magnética son la llave de acceso a las más de 100 etiquetas que tiene Vico a disposición. Es el primer local con wine dispenser cuyo display se activa para brindar información acerca del vino y del valor según medida. Al retirarse se presenta la tarjeta para pagar en función del consumo. Atentos al entusiasmo. En Gurruchaga 1149. Las medidas van de $ 25 a $ 300.

Finalmente, maduración, ahumado y fermentación –las técnicas de cocción ancestrales– encuentran su lugar en Bestia, un espacio informal pero muy cuidado, con detalles de servicio de alta cocina. Nada queda librado al azar, porque todo está a la vista. El menú incluye tres cortes dry aged, probablemente lo más destacado de la propuesta. En Primera Junta 702, Bajo de San Isidro.

En escena

Si de ir al teatro se trata, un imprescindible es Microteatro. Es una propuesta iniciada en España que llegó con fuerza a Buenos Aires y que presenta una serie de obras que no superan los 15 minutos, con capacidad para 15 personas. Se despliegan seis obras simultáneamente en dos turnos. Cada espectador decide qué quiere ver y arma su noche. Es posible completar la experiencia en el Bar Quince, que propone una carta variada, rápida y a buen precio. En Serrano 1139. Desde $ 90.

Otra alternativa es Camarín de las musas, un reducto para descubrir el circuito de teatro off en Buenos Aires. Con una cuidada cartelera, acoge obras de teatro y danza altamente recomendables. Tiene un pequeño bar con comidas y café para disfrutar antes o después del espectáculo. En Mario Bravo 960. Precio promedio de la entrada: $ 280.

Un espacio versátil es el que ofrece Santos 4040 en Chacarita. Tiene variadas propuestas que incluyen teatro, presentaciones de música en vivo y pinturas; y buenas instalaciones destacadas por su sonido e iluminación. Dispone de un bar para comer y tomar tragos. En Santos Dumont 4040. Desde $ 300.

Ventanas al arte

Fundación Proa es una cita ineludible en una escapada a Buenos Aires. El espacio acerca los principales movimientos artísticos a su edificio de La Boca; con muestras como la del escultor Ron Mueck, con sus representaciones de figuras humanas de tamaños descomunales, y la actual exposición del artista y activista chino Weiwei. Además, este centro promueve la educación a través de cursos, visitas guiadas y ciclos de cine. Se recomienda terminar el paseo en la terraza para tener una vista general de la ribera. En Av. Don Pedro de Mendoza 1929. Bono contribución: $ 80.

La última parada es Mamba, el museo de arte moderno de Buenos Aires. Remodelado en los últimos años, se mantiene con fuerza en el circuito del arte de Capital. Es un centro de referencia sobre el arte moderno y contemporáneo que ofrece contenidos de nivel internacional. Vale la pena tanto su colección permanente como las exposiciones itinerantes que recibe. En San Juan 350. Bono contribución: $ 30.

Comentá esta nota

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.