Buscar Buscar Enviar por email Enviar por email Menu Menu Red de sitios Red de sitios Reloj Reloj Reloj Reloj Twitter Twitter WhatsApp WhatsApp Facebook Facebook Pinterest Pinterest Instagram Instagram Instagram Instagram Tumblr Tumblr Google+ Google+ Reproducir video Reproducir video Pausa Pausa Ver Ver Expandir Expandir Video Video Imagen Imagen Lista Lista Compartir Compartir Enviar Enviar Anterior Anterior Anterior Anterior Siguiente Siguiente Siguiente Siguiente Cerrar Cerrar Cerrar Cerrar Voy de Viaje Voy de Viaje En Familia En Familia En Pareja En Pareja Con Amigos Con Amigos Solos Solos En Avión En Avión En Auto En Auto Tips de Viaje Tips de Viaje Gastronomía Gastronomía Exóticos Exóticos Ciudades Ciudades Playas Playas Teens Teens Cuaderno de Viaje Cuaderno de Viaje Bus Bus Crucero Crucero Aventura Aventura
Ciudades

La app gratuita que te permite conocer Rosario

Una decena de recorridos temáticos invitan a descubrir la ciudad en su mejor versión. Hace unos días se sumó el circuito de La Trova Rosarina.

Por Cris Aizpeolea (Especial).

A Rosario se puede llegar sin plan, sin norte, sin agenda. Se puede ir sin bolso ni valija. Pero, si la idea es explorar esta ciudad multifacética y pasarla muy bien, no hay que olvidarse el celular. Solamente habrá que disponer de un minuto para bajarse la aplicación del Ente de Turismo (llamada “Rosario Turismo”) y, teléfono en mano, salir a descubrirla.

A tono con lo que ofrecen las principales ciudades del mundo, Rosario se subió a la ola de mapas interactivos y atracciones geolocalizadas en 2015, cuando comenzó a pensar en esta herramienta turística que, desde 2016, les propone a locales y a visitantes mucho más que una brújula.

El menú es bien variado y se divide en atracciones y circuitos. Muy intuitivo, simple y eficaz, permite que cada uno arme su propio recorrido. Pero sin duda lo mejor está en el exquisito material disponible en cada posta, ya que la aplicación fue íntegramente desarrollada en Rosario y ofrece testimonios, material de archivo, videos, canciones y relatos que revelan su identidad cultural, tan inseparable del río, el fútbol, el arte, la buena gastronomía y la historia.

DATOS ÚTILES. Información útil para recorrer Rosario.

“Sería ideal poner a una persona que esté todo el día esperando que venga el turista para que le cuente la historia de primera mano… Sería genial, pero no se puede”, grafica Héctor “Pichi” De Benedictis, músico, fotógrafo y gestor cultural al frente de Turismo desde hace 10 años, convencido de que el principal atributo de un destino está en lo intangible, en la experiencia, en el relato de lo que se ve. “La aplicación nos permitió trabajar esa idea: poner en valor el patrimonio de la ciudad y cruzar la recuperación del relato oral con la tecnología. Así fuimos armando los circuitos”, agrega.

Los recorridos temáticos van desde los clásicos del Área Central y el Monumento a la Bandera a los culturales y artísticos, pasando por los que siguen las pistas de celebridades y personajes queridos como Roberto Fontanarrosa, Alberto Olmedo y el “Che” Guevara. 

Cantando bajito

La última novedad es el circuito de La Trova Rosarina, como se bautizó al movimiento poético-musical, mezcla de tango, bossa nova y folklore, que aglutinó a numerosos letristas, compositores y cantantes detrás del éxito de Juan Carlos Baglietto, a principios de los ’80.

En el Centro, la caminata puede comenzar en Plataforma Lavardén, el edificio afrancesado de cinco pisos de 1925 construido para la Federación Agraria, donde actuaron todos los músicos y donde Fito Páez grabó en 1994 el disco Circo Beat. Puede seguir por el Teatro El Círculo, el segundo más antiguo del país, donde La Trova tuvo su “reivindicación” luego de triunfar en Buenos Aires con cuatro conciertos a pleno en el mismo escenario cuya formidable acústica elogió el tenor Enrico Caruso allá por 1915. 

Con más canas, menos pelo o el doble de kilos pero el triple cariño que en aquellos años, Baglietto, Páez, Jorge Fandermole, Adrián Abonizzio, Rubén Goldín y varios más son los guías de esta visita virtual que incluye también al legendario bar El Cairo, el Savoy o las salas de grabación y de ensayo donde se gestó la movida. 

El Circuito del Puerto, también bastante reciente, es otro recorrido fundamental que interpreta a Rosario en su relación con el Paraná a través de siete paradas que acompañan la caminata por toda la Costanera. 

Y aquí los testimonios de urbanistas, historiadores, museólogos y artistas permiten imaginar la visita de Federico García Lorca en los años ’30, la llegada de los inmigrantes, la actividad febril de los estibadores en los muelles o la revolución general que significó en 1992 el inicio de la recuperación de la ribera del río, ese inmenso patio de recreo con bares, juegos, pistas, museos y centros culturales para disfrutar a toda hora.

2016. Todos los derechos reservados.
La Voz.